Compartir
Publicidad
Publicidad

Las quemaduras solares en la infancia pueden provocar cáncer

Las quemaduras solares en la infancia pueden provocar cáncer
Guardar
0 Comentarios
Publicidad

La exposición prolongada al sol es perjudicial, de hecho determinadas quemaduras solares en la infancia pueden provocar al cabo de varios años distintas complicaciones y enfermedades como los carcinomas o melanomas. Una actuación preventiva desde la infancia permitirá que nuestros hijos puedan evitar que cuando sean mayores sufran tales complicaciones.

Cada verano se informa de los riesgos que se pueden presentar por una excesiva exposición al sol, pero igualmente cada año aparecen nuevos casos de quemaduras solares que se podrían prevenir fácilmente con distintas protecciones. Este año, la Asociación Española Contra el Cáncer ha puesto en marcha su nueva campaña con un eslogan muy directo y gracioso, “Deja de hacer la gamba”. Se busca la manera más adecuada para advertir sobre el peligro de las quemaduras solares en los niños, ya que éstas pueden provocar cáncer en un futuro. La idea es concienciar a todo el mundo de la importancia y la necesidad de cuidar la piel evitando las exposiciones solares prolongadas.

Según la dermatóloga Carmen Logroño, la piel tiene memoria y es fundamental evitar las quemaduras que se producen a edades muy tempranas. Cada vez aparecen más casos de tumores malignos derivados del exceso solar, si no quieres que tu hijo sufra las consecuencias cuando sea adulto, es necesario enfatizar sobre el tema y seguir las medidas que aconsejan los expertos.

Más información | El Día de Córdoba En Bebés y más | Tomar el sol con precaución En Bebés y más | Los accidentes del verano

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos