Compartir
Publicidad

¿Se está curando bien el ombligo del bebé?

¿Se está curando bien el ombligo del bebé?
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Una de las cuestiones que preocupa a los padres primerizos es la limpieza del ombligo del recién nacido. ¿Se está curando bien el ombligo del bebé? ¿Cómo saber si existe algún problema?

Habitualmente, si llevamos a cabo una limpieza correcta, el cordón umbilical se seca y cicatriza, cayendo a las pocas semanas del nacimiento. Pero la falta de higiene en el ombligo o una curación incorrecta puede originar infecciones.

La onfalitis es la infección del ombligo del bebé, que puede acarrear complicaciones, incluso en los casos más graves no controlados, la muerte del bebé. Pero la infección del ombligo da unas señales a las que hemos de estar atentos.

Si se acumulan residuos, suciedad, humedad... en la cicatriz del ombligo (el cordón umbilical pintado y cortado) puede producirse una infección y las primeras señales son edema o hinchazón, enrojecimiento local en el área del cordón, secreción purulenta, fetidez...

A estos síntomas en infección avanzada se le suma fiebre, malestar general y rechazo de los alimentos. Por ello es muy importante la correcta higiene del cordón y la detección temprana de una posible infección.

Ombligo del bebé

Recuerda las normas básicas para la cura del cordón del recién nacido. La recomendación habitual es la de curarlo con alcohol de 70 grados empapado en una gasa. Dependiendo del hospital, al alcohol se le añade antiséptico, la clorhexidina (la povidona yodada no debe utilizarse en bebés y la mercromina tampoco porque al teñir el cordón dificulta su valoración).

Hay que incidir sobre la base del cordón, en la barriguita del bebé, dos o tres veces al día y mantener el ombligo seco en la medida de lo posible, tras los baños especialmente. Mejor mantener el cordón al aire, sin gasas o fajas que lo opriman, y doblar el pañal para que no le apriete ni le moleste.

Si notas alguno de los síntomas anteriores y crees que no se está curando bien el ombligo de tu bebé, acude al pediatra para que actúe de la manera más indicada, haciendo la cura y valorando la administración de fármacos. Y una vez que caiga el cordón, sigue vigilando la zona hasta la cicatrización completa.

Fotos | Thinkstock
En Bebés y más | El cordón umbilical en el recién nacido: todo lo que hay que saber, Onfalitis o infección del ombligo del recién nacido, Anomalías en el ombligo del recién nacido

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio