Publicidad

Cómo practicar el método canguro o piel con piel (vídeo)

Sin comentarios

Publicidad

El método canguro es una práctica recomendada para el cuidado y tratamiento del bebé prematuro, pero también lo es para el bebé nacido a término, pues favorece el vínculo afectivo con la madre y el padre.

Cómo veis en el vídeo es una práctica muy sencilla que consiste en colocar al bebé sobre el torso desnudo de la madre o el padre, en contacto piel con piel.

El método canguro ha demostrado tener importantes beneficios para los bebés prematuros, tanto que se ha comenzado a implementar en muchas unidades de cuidados intensivos neonatales como complemento de la incubadora y también en casa.

Al estar en contacto piel con piel con su madre o su padre el bebé regula mejor la temperatura corporal, regula mejor el estrés y se adapta mejor al medio y a los estímulos externos. También se ha comprobado que ayuda a los prematuros a tolerar mejor el dolor de las intervenciones médicas.

A nivel fisiológico, mejora el nivel de oxígeno, estabiliza la frecuencia respiratoria y cardíaca y coordina mejor la succión-deglución.

Pero no sólo se recomienda para los bebés prematuros. El contacto piel con piel con el bebé recién nacido, aunque haya nacido a término, es una experiencia maravillosa tanto para el bebé como para los padres. Y no sólo para las madres. Los papás también pueden poner en práctica el método canguro y comprobar su efecto mágico.

En Bebés y más | Beneficios del método Madre Canguro para bebés prematuros

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir