Compartir
Publicidad
Publicidad

La microfibra intestinal en los niños se restablece con Bivos, un probiótico con Lactobacilus GG

La microfibra intestinal en los niños se restablece con Bivos, un probiótico con Lactobacilus GG
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

He asistido a la presentación en directo del producto BIVOS, un probiótico con Lactobacilus GG, cuyo objetivo es el restablecimiento del equilibrio de la flora intestinal en procesos de diarrea aguda. Y es que, según los doctores que acudieron al evento, el tratamiento con probióticos es actualmente, una de las principales medidas terapéuticas y preventivas para los bebés y niños de corta edad.

En el evento nos explicaron que el Lactobacillus GG ayuda a mantener el equilibrio de la flora intestinal que puede verse alterado por agentes externos como los tratamientos con antibióticos, dependiendo de la duración y de la cantidad, o por enfermedades provocadas por virus (el rotavirus es el más frecuente) y que ocasionan diarrea aguda o por intoxicaciones alimentarias. Parece que la flora intestinal podría considerarse, por su importancia, como un órgano más en el ser humano, se encuentra en el intestino grueso o colon, nuestro cuerpo tiene la capacidad de regenerarla y cuando son bebés éstos construyen su flora a partir de la leche que le proporciona la madre.

Según los expertos, al menos un niño de cada cinco (20%) en tratamiento antibiótico, desarrollará una diarrea secundaria. Por eso, los tratamientos con probióticos, compuestos de bacterias vivas, permiten que consumidos en las cantidades adecuadas, mejoren el equilibrio microbiano intestinal. El éxito de Bivos es que incluye una cepa adecuada, la cantidad suficiente y la capacidad de que las bacterias lleguen vivas y activas al colon.

El producto Bivos está fabricado por Ferring, cuyo Director General, Dr. Juan Carlos Aguilera, nos explicó que su laboratorio está especializado en productos pediátricos. Nos explicó que han trabajado en una presentación del producto pensando en que las madres y los padres se lo puedan llevar fuera de casa para administrarlo al niño, que puede mezclarse con líquidos o tomar directamente, que no tiene sabor y que es capaz de conservarse sin cuidados especiales. La presentación son sobrecitos de fácil apertura y con un precio venta al público de 99 céntimos de euro. La dosis recomendada, siempre bajo prescripción de los pediatras, es de un sobre al día. Se presenta en cajas de 10 sobres, que contienen polvo liofilizado, que se conserva a temperatura ambiente y que no contiene gluten ni derivados lácteos.

bivos

En el acto estuvieron presentes, se pueden ver en la imagen de izquierda a derecha, la Dra. María Jesús Pascual Marcos, Especialista en Gastroenterología Infantil de la Unidad del Hospital Nisa Pardo de Aravaca, el Dr. José García Sicilia, Pediatra del Hospital la Paz de Madrid, Coordinador de pediatría de atención primaria y Presidente de la Sociedad de Pediatría de Madrid y Castilla la Mancha y el Dr. Juan Carlos Aguilera, Director General de Ferring.

Entre los mensajes que a los padres nos gusta escuchar porque nos aportan confianza y seguridad, se indicó que BIVOS® se presenta en la concentración adecuada de microorganismos vivos, 6.000 millones, que, según numerosos estudios, permiten actuar en el restablecimiento del equilibrio alterado por agentes externos. Que los probióticos son de origen humano, que son inocuos, que resisten los procesos tecnológicos de fabricación, que son estables frente a ácidos y bilis, que tienen capacidad de adhesión al tejido epitelial y que consiguen sobrevivir en el tracto intestinal. Además se indicó que aunque algunos yogures u otros productos dicen incluir probióticos en su composición no todos los probióticos son iguales y sobre todo no siempre la concentración utilizada es la más adecuada. También lo recomendaron para los mayores en casos específicos, como por ejemplo, la diarrea que le puede acontecer al viajero.

El producto se vende en farmacias, lo receta el pediatra y todavía no tiene una página en Internet que explique o amplíe más detalles para los padres aunque nos informaron que se publicaría próximamente. Mientras tanto nos han dejado una imagen de la mascota que nos ha encantado. Animamos a los laboratorios a que la desarrollen como peluche porque seguro que a muchos niños les gustaría achucharla.

Mascota Bivos

Como siempre decimos en Peques y Más cualquier alteración intestinal en niños, especialmente de corta edad, debe ser valorada y tratada por un pediatra.

Más información | Ferring

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos