Publicidad

El camino de Delibes es la novela que todo padre debe poner en las manos de sus hijos

El camino de Delibes es la novela que todo padre debe poner en las manos de sus hijos
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

La frase del título es de Miguel Ortiz, editor en Papel en Blanco, y la utiliza en el artículo en el que comentaba que a Delibes le dieron en el año 2009 la Medalla de Oro de Castilla y León. Aunque creo que tiene razón y El Camino es un libro que los padres/madres tenemos que poner en manos de nuestros hijos en cuanto empiecen a tener ilusión por la lectura. En casa hemos estado esperando a que la peque creciera un poco más para que se acercase a leerlo. Por ahora se lo leo a ratos intentando hacérselo atractivo y resolviendo el riquísimo vocabulario que utiliza Delibes. Además la obra está llena de metáforas que el autor utiliza maravillosamente para retratar una España que hace mucho tiempo que no existe.

La obra es el descubrimiento que realizan los niños de 11 años de la vida adulta sin dejar de jugar y compartir experiencias con sus amigos. En la obra se retrata el amor y la amistad de forma ejemplar con tres amigos inseparables. Además los tres nunca se traicionan y mantienen intacto durante todo el libro las ganas de aprender y descubrir más cosas mientras además conocemos la aburrida vida de los mayores desde los ojos de los niños.

Me gusta mucho cómo utiliza Delibes los motes, las aventuras, el retrato del hogar español, la vida rural, la pasión de los niños por las cosas que hacen, el respeto y admiración a los mayores. Creo que esa obra en manos de algún director de Hollywood como Spielberg en los años 80 hubiera dado para crear un montón de aventuras al estilo de E.T., Los Goonies, Exploradores o una muy bonita que se llama Stand by me (Cuenta conmigo).

Todavía me acuerdo de cuando íbamos al colegio y comentábamos nuestros progresos con el libro que nos estábamos leyendo toda la clase. También recuerdo cómo nos emocionábamos en clase cuando hablábamos de las historias de El Moñigo, el Mochuelo, el Tiñoso, la Guindilla mayor o las Lepóridas y todavía sentíamos admiración ante la presencia del Cura, del Alcalde y del herrero.

Como comentábamos hace unos años, el objetivo que tenemos los padres es intentar acercar a nuestros peques los libros que tenemos por casa y que nos gustaban cuando teníamos su edad. Tiene que ser de forma natural porque vean algo en la televisión o porque les llame algo la atención y nosotros podamos orientarles. También porque alguien de su clase les dispare la alarma y la puedan resolver en casa, porque les vayamos explicando lo que hay en casa y lo vayan guardando en su memoria para que lo utilicen cuando quieran. Otra forma de hacerlo es porque les compramos otros libros que están inspirados en los que teníamos cuando éramos pequeños para que se acerquen y complementen la atracción.

El libro que se está leyendo es una edición de Destino Libro de los años 80 o antes. Tiene las páginas amarillentas y creo que cuando se lo llevó al colegio para leerlo un poco en algún descanso o en el recreo, cuando se lo enseñó al profesor le dijo que si se lo leía le contaría como tres de los que se pueden encontrar en la plataforma de Ranopla. Quizá ese sea el motivo por el que está más animada...

En todo caso es un libro espectacular, bello, hermoso, emocionante y apasionante. Recomiendo animar a los peques a empezar a leer El Camino y a las editoriales a animarse a publicitar estas obras todos los años porque es una de las mejores formas de hacer afición a la lectura cuando crezcan.

En Papel en Blanco | Miguel Delibes es condecorado con la Medalla de Oro de Castilla y León En Peques y Más | Cómo enseñar a tus hijos lo que a tí te gustaba a su edad Imagen | peiesguay

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir