Compartir
Publicidad
Publicidad

Cómo elegir la mejor mochila para el curso escolar y evitar los dolores de espalda

Cómo elegir la mejor mochila para el curso escolar y evitar los dolores de espalda
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Con el comienzo del curso escolar los peques tienen que volver a coger los libros, los estuches, los cuadernos y cargar con ellos cada día para llevarlos y traerlos de casa al colegio y del colegio a casa. En ese tránsito es importante que los niños carguen con una mochila que al menos cumpla una serie de requisitos para intentar minimizar el impacto del uso inadecuado de las mochilas.

Según la Organización Médica Colegial española y la Fundación Kovacs, el 51% de los niños y el 69% de las niñas menores de 15 años ya han tenido dolor de espalda alguna vez en su vida lo que impacta en que probablemente cuando sean mayores tendrán dolores crónicos. Así que los peques tienen que practicar más ejercicio, llevar vidas menos sedentarias, evitar transportar las mochilas sobrecargadas y vigilar el mobiliario de las aulas y de sus casas en los que realizan los deberes adoptando las mejores posturas posibles. Además desde esta Fundación recuerdan que las mochilas no deben pesar más del 10% del peso del peque y que los libros deberían trocearse por trimestres para aligerar el peso de la carga. Por supuesto también están a favor de la incorporación de contenidos digitales para reducir al mínimo el contenido de la mochila.

Recordamos aquí, también gracias a la labor de la Organización Médica Colegial y a la Fundación Kovacs que como cada año presentan sus recomendaciones para prevenir el dolor de espalda:

  • Las mochilas tienen que llevar tirantes anchos y acolchados. Además deben ser extensibles para adaptarlos al tamaño y forma de cada niño.
  • Los cinturones de la mochila deben ser acolchados y permitir ajustarse al nivel del abdomen.
  • El armazón de la mochila tiene que ser anatómico y blando.
  • La mochila debe poder pegarse al cuerpo y baja en la zona lumbar, entre las caderas y por encima del culete, no por debajo como se puede ver a muchos escolares (en la imagen).
  • Los objetos más pesados deben ir dentro de la mochila y lo más pegados al cuerpo para no desequilibrar al peque.
  • El tamaño de la mochila no debe superar el torso del niño y, como hemos comentado, no debe superar el 10% del peso del niño.
  • Para levantar la mochila, aunque es una norma que creo que no cumplimos tampoco los mayores, hay que intentar mantener siempre recta la espalda y hacer el esfuerzo con las piernas.
  • En el caso de las mochilas con ruedas recordamos que las ruedas facilitan el arrastre, se evita levantar peso, con la altura del asa se evita que el niño ande encorvado para transportar la mochila.

Aunque todavía cueste tiempo llegar a que los peques vayan cargados con dispositivos digitales al colegio, al menos, podemos intentar evitar disgustos en la vida adulta referidos a los dolores de espalda siguiendo estos consejos y recomendaciones de seguridad sobre las mochilas.

En Peques y Más | Mochila Roller de Nikidom, Aironback se adapta a la espalda de los escolares, Doodle, una mochila para que los peques la decoren Imagen | Salomé

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos