Compartir
Publicidad
Publicidad

Lo que quieren saber de nuestros hijos en el cole

Lo que quieren saber de nuestros hijos en el cole
Guardar
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Estos días mi hija mayor va a empezar el colegio. La verdad es que me cuesta emplear la tercera persona en este tema, pues creo que empezamos todos, vivimos este momento como algo familiar en lo que nos implicamos inevitablemente. Y en la entrevista con la maestra, ella tenía algunas preguntas que hacernos.

Se trata de conocer un poco mejor a los pequeños que en pocos días se juntarán en el aula, nada menos que 25. Pero, ¿qué es lo que quería saber exactamente? Lo cierto es que no eran muchas preguntas, ya que la mayoría de cuestiones se las planteábamos nosotros a ella.

Lo primero, para romper el hielo, el tema del control de esfínteres, así con estas palabras. Que yo me quedé pensando que seguramente habrá algunos papis a los que si esto se lo pregunta a bocajarro no sabrán a qué se refiere. No sé, y que me parece más natural hablar del pañal, del pipí o yo qué sé...

Pero vamos, en cualquier caso me parece lógico que quieran saber a qué niños le tienen que prestar más atención al respecto, aunque sea para tener más a mano los teléfonos de contacto, porque parece ser que no les cambian en caso de algún "escape".

También estaba interesada por si Mar iba a ir al comedor y si sabía comer sola o teníamos que estimularla. Me hizo gracia lo de estimular para comer, pues no conozco mejor estímulo que la comida favorita delante de un niño con hambre. Aunque también entiendo la pregunta, pues los niños que no coman solos iban a necesitar alguien pendiente de ellos en el comedor.

La tercera pregunta en el listado fue referida a la escolarización previa de la niña, también les interesa saber si han ido antes al cole o no, que imagino que les darán pistas para saber si están acostumbrados a ciertos horarios, rutinas o estructuración en juegos y tareas.

Algo que seguramente notarían enseguida en el aula, aunque no creo que tampoco suponga ninguna distinción significativa entre los niños que, como mi hija e imagino que la mayoría, aunque no hayan ido a la guardería sí se relacionan con otros niños y juegan en casa o en la calle con los papis y otros niños. Que aprenden canciones, que pintan, que bailan, que imitan... Básicamente lo que harán en el cole, aunque menos organizados.

¿Cómo hace pis, cómo come, ha ido al cole...? ¿Y qué tal si hablamos de mi hija?

Por último vino la pregunta que más me gustó, "¿Cómo es Mar, qué me podéis decir de ella?". Reconozco que me pilló por sorpresa que dejáramos aparte las otras cuestiones, pues ya esperaba otras de la índole de cuánto pesa o si se viste o lava las manos sola, pero me explayé todo lo que pude.

Aunque Mar estaba presente y la maestra ya observaba atentamente todas sus actuaciones y reacciones, hablando con ella a menudo, por lo que ya ha habido un pequeño reconocimiento mutuo. Aunque esperemos que los próximos días sean más fructíferos, ya que en 15 minutos tampoco pudimos hacer mucho más.

Me hubiera gustado tener más tiempo, que la cosa no hubiera estado tan formal, pero ya habrá tiempo para próximas reuniones (y pronto, espero).

Como vemos, la maestra nos preguntaba para conocerlos y para atenderlos mejor, con algunas preguntas de carácter más práctico, aunque necesarias en una comunidad de 25 niños en el aula y otras tantas decenas más en el comedor escolar.

Foto | Valerie Everett en Flickr-CC En Bebés y más | Periodo de adaptación ¿sí o no?, Consejos que ayudan a los niños en el periodo de adaptación a la escuela infantil, ¿Hay que ir a la guardería para prepararse para el colegio?

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos