Compartir
Publicidad

Para los bebés, palabras mejor que música

Para los bebés, palabras mejor que música
Guardar
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

¿Qué es mejor, ponerle música al bebé o hablarle? Pues depende de para qué y en qué momento, pero según un estudio reciente, a los 3 meses de edad las palabras influyen en el rendimiento cognitivo con más fuerza que otros sonidos, incluyendo la música.

En el estudio, los bebés que escucharon palabras fueron más capaces de formar categorías, cosa que no sucedía con los que escucharon secuencias de tonos.

La investigación está hecha por psicólogos de la universidad de Weinberg de Artes y Ciencias, y aparecerá en la edición de abril de la revista “Child Development”.

Entre los participantes figuraban 46 recién nacidos de 2 a 4 meses de edad. Se asignó al azar la mitad de los niños dentro de cada grupo de edad al grupo de palabra y los otros bebés eran del grupo tonalidad.

A los bebés se les mostraba una serie de fotos de peces que estaban asociados con distintas palabras o sonidos durante el mismo tiempo.

Luego, se les mostraba una foto de un pez y de una cara de dinosaurio, y medían el tiempo que se quedaban mirando cada imagen.

Los bebés que formaban una categoría, reconociendo la especie “peces”, miraban más tiempo una imagen que el otro, y estos bebés eran los que habían escuchado palabras en lugar de tonos musicales.

Es sabido que el lenguaje humano genera en los niños pequeños en una atención hacia los objetos circundantes que promueve la categorización. Los investigadores proponían que esa atención general podía ser más refinada, aunque eso se consigue con más edad cuando los niños dominan mejor el lenguaje.

Yo no creo que este estudio cambie en algo mi percepción acerca de los beneficios de la música para los bebés, ni tampoco los de hablarle, por supuesto. Hablarle al bebé es un modo, no sólo de comunicarnos con él, lo cual podemos hacer de muchas formas distintas, sino de calmarle, estrechar nuestro vínculo y enseñarle a conocer el mundo que le rodea.

Creo que la música conlleva otros beneficios que estimulan la vertiente emocional de los bebés y también cognitiva, aunque no en el caso concreto (al menos a los tres meses) de categorización de objetos, algo que llega en el desarrollo normal de los bebés tarde o temprano, con o sin música.

Además existe una manera muy sencilla de combinar los beneficios de estos dos modos de comunicación: cantarle al bebé.

Vía | Bit Navegante
En Bebés y más | Los bebés tienen oído para la música clásica, Música para el bebé, El efecto Mozart, música para bebés y niños, Los bebés prefieren a Mozart y a Vivaldi

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos