Publicidad

Bebé de 11 meses cae al agua y flota

Sin comentarios

Publicidad

La primera vez que vi el vídeo casi me infarto al ver caer un bebé de 11 meses dentro de una piscina sin ningún accesorio para flotar. Enseguida he pensado "se hunde", pero le han enseñado un método para salir a la superficie. Por tanto, cae al agua y flota.

El método, surgido en los Estados Unidos es conocido como ISR, siglas de Infant Self-Rescue o autorrescate en niños. Fue creado bajo la premisa de que los sistemas de seguridad son insuficientes y que no hay nada más fiable que enseñarle al niño a salir a flote.

No es lo mismo que natación. El autorrescate implica enseñarle al bebé técnicas para mantener la respiración dentro del agua por unos segundos, siempre manteniendo los ojos abiertos para poder girarse y buscar la superficie. El pequeño se queda flotando boca arriba hasta que es rescatado por un adulto.

La verdad que la imagen de ver caer al niño al agua sin protección es impresionante. Y más lo es pensar que ese entrenamiento puede salvarle la vida.

Desde luego, esto no reemplaza las medidas de seguridad que debemos tener en cuenta cuando vamos a la piscina con los niños, y no quita dejarlo sin vigilancia, pero sin duda es una gran tranquilidad.

Más información | Infant Swimming Resource En Bebés y más | Vídeo: seguridad infantil en la piscina

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir