Compartir
Publicidad
Publicidad

¿Qué eliges para tus hijos? Genial cartel sobre el azúcar oculto en los alimentos infantiles

¿Qué eliges para tus hijos? Genial cartel sobre el azúcar oculto en los alimentos infantiles
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El enfermero de pediatría Julián Ojanguren ha compartido en su cuenta de Twitter la foto de un cartel que realizó él mismo para colgar en su consulta sobre la cantidad de azúcar oculto en algunos de los alimentos que los niños comen habitualmente.

En él indica la cantidad de azúcar que contiene cada uno de ellos, sumando al final del día una ingesta diaria excesiva, que es muy peligrosa para la salud de los más pequeños. Lo mejor del cartel es que debajo de cada alimento tenemos una alternativa saludable con cero azúcares.

cartel-azucar

Cereales azucarados, bollería industrial, zumos y yogures van desplazando a alimentos esenciales para la dieta de nuestros pequeños como frutas, bocadillos, frutos secos o alimentos preparados en casa. El ritmo de vida actual no ayuda demasiado, y la industria alimentaria tampoco, pero somos los padres los responsables de elegir cuáles son las alternativas más saludables para ellos.

La OMS recomienda que la cantidad diaria de azúcar no debería superar el 10% de las calorías ingeridas tanto en adultos como en niños. En el caso de los niños, no debería nunca sobrepasar los 37 gramos diarios (para una dieta de 1.750 calorías), el equivalente a nueve cucharillas de café.

¿Cómo conseguirlo?

Este ejemplo tan gráfico que ha hecho Julián nos enseña que necesitamos reducir drásticamente el azúcar de la dieta de nuestros hijos. Es urgente. El peligro está fundamentalmente en el desayuno, en las meriendas y en los postres, pero la buena noticia es que tenemos alternativas saludables.

Entonces, ¿cómo podemos evitar que ingieran demasiado azúcar? Te damos algunas sencillas pautas:

  • No reemplazar una pieza de fruta por un zumo, ni siquiera un zumo natural. El zumo lo metabolizaremos mucho más rápidamente, nuestro cuerpo gastará mucha menos energía en hacerlo, nos saciará mucho menos, tendrá más calorías que una pieza de fruta y las guardaremos como azúcar.

  • Evitar zumos envasados y refrescos: ya sean caseros o industriales, los jugos de frutas presentan un alto contenido en azúcar que favorece la obesidad infantil y propicia la aparición de diabetes de tipo 2. Aún cuando lleva el aviso de "sin azúcares añadidos", contiene casi tanta azúcar como una lata de refresco.

  • Aumentar la cantidad de fruta que comen: ofrécelas en la merienda en gajos o trozos enteros. Podemos hacerla más atractiva preparando una pequeña ensalada de frutas o pinchando piezas de varias frutas a modo de brochetas.

  • Evitar la bollería industrial y las galletas. No son productos saludables y contienen una gran cantidad de grasas y azúcares, calorías vacías que nada aportan a su organismo. En cambio, puedes preparar ocasionalmente bizcochos o galletas caseras.

  • Darles más agua: demasiados niños sacian su sed con bebidas que no son agua. Se reemplazan por zumos industriales o refrescos, aumentando no sólo el riesgo de obesidad, sino también de caries.

  • Evita los yogures industriales: contienen aproximadamente unos 15-18 gramos de azúcar por cada 125 ml, nadie en su sano juicio le pondría pondría 4 cucharadas de azúcar a un niño.

  • Vuelve al clásico bocadillo: Es mucho más saludable y da juego a incorporar nuevos alimentos. Podemos ofrecérselos de pan de cereales integrales con rellenos de huevo y atún, jamón serrano y tomate natural, aguacate y huevo duro, etc.

  • No olvides los frutos secos: suelen ser los grandes olvidados, pero son una opción interesante de aporte de ácidos grasos esenciales, vitaminas y minerales. Siempre controlando la forma en la que se los ofrecemos para evitar riesgo de alergias y atragantamientos (nunca enteros en niños menores de cinco años)

Foto | Twitter Julián Ojanguren (reproducida con autorización)
En Bebés y más | El principio de todo: cuando la industria del azúcar consiguió que se creyera que el peligro era la grasa, Cinco son pocas: diez raciones de fruta y verdura al día para vivir más

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos