Siete beneficios de pintar con los dedos para los niños

Siete beneficios de pintar con los dedos para los niños
Sin comentarios

Pintar es una de las actividades que más disfrutan los niños. Ya sea con crayolas, acuarelas u otros medios, la pintura es una forma de expresión artística que siempre aporta beneficios para ellos.

Una de las primeras formas en las que los niños pueden comenzar a disfrutar de esta actividad es utilizando sus propios dedos, en lugar de brochas o pinceles. Esta técnica recibe el nombre de pintura dactilar o dactilopintura, y resulta muy atractiva para los más peques de casa.

Te compartimos siete beneficios que tiene para los niños el pintar con sus propios deditos.

Favorece la motricidad fina

Este es uno de los beneficios más evidentes de la pintura dactilar, pues la "herramienta" que usan los niños para ello son sus propias manos y dedos. Al pintar con ellos, practican sus habilidades motoras finas y pueden aprender a mejorar sus trazos y movimientos.

Les ayuda a expresarse

Al igual que otras actividades artísticas (como el dibujo), la pintura es además un medio en el que los niños pueden expresarse cuando no encuentran las palabras para hacerlo, e incluso nos pueden decir mucho sobre ellos.

Despierta su creatividad e imaginación

Como muchas otras actividades relacionadas con el arte, pintar con los dedos también estimula y despierta su imaginación. Un lienzo en blanco, y la libertad de pintar lo que ellos deseen, es una de las mejores formas de continuar apoyando su creatividad.

Estimula sus sentidos

Al estar en contacto directo con la pintura los niños usan el sentido del tacto, mientras que los diversos colores estimulan su visión (y además se vuelve una genial oportunidad para aprender los colores y crear nuevas combinaciones).

Favorece la concentración

Cuando los niños pintan, centran su atención de forma plena, lo que les ayuda a practicar la paciencia y favorecer la concentración, cualidades que le serán útiles para otras actividades y la vida diaria.

Les ayuda a relajarse

Así como jugar es importante para su desarrollo, realizar actividades tranquilas también lo es. Pintar es una de las actividades artísticas más relajantes que existen, por lo que ayudará a los niños a alcanzar un estado de calma.

Se divierten

Sin duda uno de los beneficios más notorios de la pintura (sea con los dedos o con otras herramientas) es lo divertida que es para los peques. Basta con un par de hojas, un poco de pintura, ¡y la diversión está garantizada!

Foto de portada | Unsplash

Temas
Inicio