Publicidad

Acercando la ciencia a los más pequeños con un par de sencillos experimentos

Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Una de las cosas más increíbles que te da la paternidad es ver la cara de asombro de tus hijos ante algunas situaciones. Ver eso ojos abiertos como platos y esa sonrisa en la cara te hace releer de nuevo el mundo que te rodea. No me da vergüenza admitir que gracias a mis hijos he vuelto a interesarme por el entorno que me rodea y que ahora vuelvo a verlo de forma diferente.

Con sencillos experimentos que podemos realizar sin miedo en casa podemos ir descubriendo como funcionan las leyes universales, siempre dejando a un lado la teoría e intentando darles explicaciones sencillas del por qué suceden las cosas. Aquí os traemos unos sencillos experimentos para ir acercando la ciencia a los más pequeños.

La web de experimental perteneciente a la Royal Institution tiene un amplio abanico de experimentos, documentos e imágenes para ayudar a los padres a introducir la ciencia a nuestros pequeños de una forma segura y sobre todo divertida. El problema, que está en inglés, pero como muchas cosas son muy básicas el idioma es lo de menos.

Aquí os dejo unos ejemplos:

Los coches de carreras impulsados por aire

Con una pajita (podéis usar de diferentes tamaños, pero dará menos problemas las gordas y más resistentes), globos, unos tapones de botellas de leche y tapas de refrescos, unos palillos para pinchos morunos y un cartón o plataforma donde sujetarlo todo.

El funcionamiento es simple. Hacemos unos vehículo con las tapas, el cartón y los palillos. Cuando lo tengamos metemos la pajita grande dentro del globo y sellamos la unión con cinta adhesiva y lo unimos todo a la plataforma. Ahora sólo hay que soltar inflar el globo y soltarlo para que nuestro bólido salga rascando rueda. Apártense que vamos.

Sacar sonidos de las copas

Este truco siempre me recuerda a las bodas,- no me pregunten por qué-, supongo que el que más o el que menos lo habrá hecho alguna vez. Consiste en pasar el dedo húmedo por el borde de una copa o vaso fino y crear diferentes sonidos según la forma, contenido o grosor de la copa. No se olviden de sujetar bien las copas no vaya a ser que el sonido que consigamos sea el de cristales rotos.

Mezclando agua y aceite

Quién no ha hecho este experimento en el colegio, mezclar dos líquidos de densidades diferentes y ver como no se mezclan. Pues con un poco de aceite, agua y colorante podemos hacer verdaderas maravillas a los ojos de nuestros hijos.

Lámpara de lava:

El océano en una botella

Fácil y muy divertido, no dejéis de hacerlo en casa, seguro que pasaréis un buen rato.

Vía | rigb.org
En Bebés y Más | Experimentos caseros: caramelos cristalizados, Experimento de ciencias con niños: absorción del agua

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir