Sigue a

perdidas_embarazo.jpg

Sin duda, produce una gran alarma sangrar durante el embarazo, sin embargo, es mucho más normal de lo que podamos pensar. Una de cada cinco mujeres sangra en la primera mitad de su embarazo sin que este hecho cause problema alguno para el feto o para la madre. Cuando ocurre algo así, es muy importante acudir al médico, pero hay que procurar no alarmarse demasiado ,ya que esto no quiere decir que vayas a sufrir un aborto, pero estamos hablando de pequeñas pérdidas, una pérdida grande supone acudir urgentemente al hospital.

Claro, que es muy fácil dar consejos, pero hay que estar en la piel de la futura mamá para entender que esta situación preocupa mucho, a pesar de lo que digan los especialistas. El riesgo de aborto es mayor durante las doce primeras semanas de embarazo, pero una pérdida de sangre no quiere decir que se vaya a producir. Varias son las posibles causas para una pérdida, un cambio hormonal, una infección, relaciones sexuales, etc.

Siempre que tengas una pérdida, por leve que sea, debes acudir al ginecólogo, él te realizará las preguntas oportunas, como el color de la sangre, si tienes mareos o náuseas, etc., además te realizará las pruebas necesarias para descubrir el motivo que ha provocado que manches.

Te harán una ecografía en el hospital, esta puede ser de dos tipos, una que es externa y abdominal, como las que normalmente se suelen hacer y la otra interna y vaginal. Generalmente utilizan esta última si el embarazo ha sido reciente, con este tipo de ecografía es mucho más fácil detectar al embrión y los latidos de su minúsculo corazón. Los especialistas indican que detectando el sonido del corazón a las ocho semanas de gestación, garantiza en un 96% que el embarazo llegue a buen término, y esto incluso si se tiene alguna pérdida posterior a las pruebas.

El problema es cuando en la ecografía no se han detectado los latidos del feto, entonces el médico te aconseja volver a realizar la prueba pasados unos días, ya que es posible que el ecógrafo no capte los latidos, si en la segunda prueba se siguen sin detectar, el siguiente paso serán análisis para medir una serie de hormonas que aparecen durante el embarazo, y si los niveles no son normales, indicará que el embarazo llega a su fin.

Un 3% de las mujeres que experimentan pérdidas en su embarazo pierden el bebé, el porcentaje es bajo, pero esperamos que un día no muy lejano, deje de ocurrir. La vida es algo precioso y mucho más precioso el nacimiento de un bebé.

Más información | Mujer.Terra
Más información | Servicios.Hola

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

50 comentarios