Compartir
Publicidad
Publicidad

La preciosa sesión de fotos de Romeo y Julieta, dos bebés nacidos, casualmente, el mismo día en el mismo hospital

La preciosa sesión de fotos de Romeo y Julieta, dos bebés nacidos, casualmente, el mismo día en el mismo hospital
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hace pocos días nos hacíamos eco de una historia muy curiosa: dos bebés nacidos con 18 horas de diferencia, a quienes sus padres llamaron, casualmente, Romeo y Julieta.

La fotógrafa nacimientos Cassie Clayshultehabía sido contratada por ambas familias para documentar las primeras horas de vida de sus hijos, cuando al llegar se dio cuenta de la curiosa coincidencia. En ese momento fotografió a los bebés con sus respectivas partidas de nacimiento y las colgó en su perfil de Facebook y días más tarde realizó esta preciosa sesión de fotos de los bebés caracterizados como los personajes de Shakespeare.

Primero nació Romeo, llamado así porque sus padres son admiradores del cantante Romeo Santos. Luego llegó al mundo Julieta, a quien llamaron así porque querían un nombre con J que combinara con el de su otro hijo, Jonas. Los padres de los niños no se conocían de nada ni tenían idea de que en la habitación contigua había un recién nacido con el nombre "complementario" al de su bebé.

"Se tomaron de las manos y se acariciaron el uno al otro; no lloraron hasta que los separamos", dijo la fotógrafa.

La fotógrafa fue quien, al darse cuenta, contactó a los padres y les propuso hacer una sesión de fotos especial que hiciera honor a esta casualidad y que pudieran recordarla por siempre.

Según declaró a The Huffington Post, “había pensando en hacer una pequeña sesión temática desde su primera foto, pero no estaba segura de cómo hacerlo". No quería que pareciera cursi ni mórbida, puesto que, por motivos de seguridad, las fotos de los recién nacidos se realizan mientras están dormidos.

Y añade: "Y sí, sabemos cómo termina la historia, y no nos importa porque este no es el año 1300”.

Vía | The Huffington Post
En Bebés y más | Dos bebés nacidos en el mismo hospital con 18 horas de diferencia se llaman, casualmente, Romeo y Julieta

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos