Los alzadores homologados para que los niños viajen en coche no son seguros, advierte la OCU

Los alzadores homologados para que los niños viajen en coche no son seguros, advierte la OCU
Sin comentarios

No es la primera vez que en Bebés y Más hablamos de los Sistemas de Retención Infantil (SRI) más eficaces para nuestros hijos cuando viajan por carretera y, basándonos en los estudios realizados por expertos, hemos recomendado el uso de sillas homologadas hasta que el niño alcance los 150 cm de altura, tal y como hace la DGT.

Curiosamente los padres cada vez somos más conscientes de la importancia de que los niños vayan sentados en una silla homologada, sobre todo de bebés, pero parece que nos relajamos cuando van cumpliendo años, pensando que ya son mayores para poder viajar tan solo con el cinturón de seguridad del vehículo, sin ser conscientes de los importantes riesgos que implica esta medida en caso de colisión o frenazo brusco.

Por eso, apostamos por el SRI más eficaz. La última recomendación de la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) desaconseja los alzadores homologados para que los niños viajen en el coche, ya que "aunque son legales a partir de los cuatro años, no garantizan una protección suficiente en caso de impacto lateral". Entonces, ¿qué sistema de retención es el adecuado?

Mejor elegir sillas Grupo II/III con respaldo

Sillas Nino

Los expertos insisten en que en caso de colisión el uso de SRI adecuados al niño reduce el riesgo de muerte en un 75%, y en un 90% el riesgo de lesiones. Además, según la Ley de Tráfico y Seguridad Víal vigente, no llevar al niño en su silla de coche puede acarrear multas, retirada de puntos del carnet y ser motivo de inmovilización del vehículo.

Estas razones deberían ser suficientes para mirar con cien ojos en qué silla llevamos a nuestro hijo en el coche. Según crecen los hijos, las sillas infantiles del Grupo I se van quedando pequeñas y hay que sustituirlas por modelos de los Grupos II y III (aproximadamente entre los 4 y los 12 años). Sin embargo, muchos padres optan por cambiarlas por elevadores sin respaldo, conocidos popularmente como alzadores, ya que ocupan menos espacio en el asiento trasero y no pesan. Según señalan desde la OCU, se trata de una decisión equivocada e incluso peligrosa para el menor.

"Los alzadores no garantizan una protección suficiente al niño en caso de impacto lateral, un tipo de choque habitual en las ciudades".

Entonces, ¿por qué están homologados como SRI? Todas las sillas de coche homologadas bajo la normativa i-Size para niños de entre 100 a 150 cm, llevan respaldo. Sin embargo, ciertos modelos de sillas del grupo II homologadas bajo la normativa más antigua, la R44, y adquiridas antes de principios de 2017, permiten sentar a los niños que aun no han alcanzado los 135 cm de altura en alzadores.

Tanto la DGT como el resto de expertos en seguridad vial aconsejan el uso de elevadores con respaldo hasta los 135 cm de altura, ya que protegen mejor al menor en caso de colisión lateral.

Este SRI ayuda a guiar el cinturón de seguridad y a elevar el cuerpo del niño para que la banda superior del cinturón caiga sobre el hombro y clavícula (sin rozarle la cara o el cuello), y la banda ventral quede sobre las caderas y muslos (nunca sobre el estómago).

Además, esta organización de consumidores aconseja usar SRI hasta que el niño mida 1,50 metros de altura, "tal y como se establece en otros países europeos al considerar que resulta más segura que usar simplemente el cinturón del adulto", aunque la ley solo obliga a usar una silla hasta que el niño mida 1,35 m.

También pide que se retiren de la venta cualquier dispositivo para el coche diferente de la silla infantil, como los protectores de la hebilla del arnés, los cinturones dobles, los extensores y los sistemas de guiado del cinturón de adulto, ya que "no están homologados" y "son contrarios a la normativa".

Vía | OCU

Fotos | iStock

En Bebés y Más | Por favor, nunca lleves a tu hijo en el coche sin un sistema de retención infantil adecuado,

Temas
Inicio