Sigue a

caida_cabello.JPG

Es normal que tras el parto y la lactancia el cabello empiece a caer, esto es debido a los cambios hormonales, aunque también el otoño propicia la caída del cabello.

Cada día se nos caen unos cien pelos que nuestro organismo se encarga de reponer, pero cuando aumenta la cifra después de un parto, tenemos que echar mano a unos remedios que apaciguarán la pérdida.

Debemos empezar desde el interior, una dieta de refuerzo con alimentos que contengan vitaminas del grupo B, (avena, soja, levadura de cerveza, pollo, pescado, aguacates…) y vitaminas A y C (frutas y hortalizas), calcio, hierro y yodo, pues son excelentes reconstituyentes capilares.

Para continuar, debemos tratar con mimo nuestro cuero cabelludo, lavándolo suavemente y masajeándolo para eliminar la tensión muscular, pues repercute en la caída del cabello.

Hay que cepillarse el pelo a diario con un cepillo de puntas redondeadas, inclinando la cabeza hacia abajo. Es conveniente prescindir del secador y si no es posible, usarlo a una temperatura casi fría y a media velocidad.

Y si se desea, también se pueden aplicar lociones, geles o champús específicos anti-caída, que apoyarán a los remedios caseros, consiguiendo que la pérdida del cabello se atenúe.

En poco tiempo volveremos a lucir la melena que siempre hemos tenido.

En Bebés y más | La caída del cabello durante el postparto

Deja un comentario

Ordenar por:

0 comentario