Publicidad

Empiezan las vacaciones y qué hacemos con los niños: la difícil conciliación en verano

Empiezan las vacaciones y qué hacemos con los niños: la difícil conciliación en verano
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Hoy los niños acaban las clases y los padres se plantean la misma cuestión de todos los años cuando cierran las puertas de los colegios: qué hacer con los niños en vacaciones.

Con las pocas facilidades de conciliación que tenemos, la mayoría de los padres tienen que hacer encaje de bolillos para organizar la vida familiar durante el verano.

¿Qué opciones de conciliación tenemos?

Los abuelos "salvadores"

abuelos-vacaciones

¡Qué haríamos sin ellos! La mayoría de las familias recurre a los abuelos llevando a los niños a su casa o desplazando a los abuelos a la casa de los niños.

Conectar a los abuelos con los niños no siempre es posible, ya sea por el ajetreado ritmo que se lleva durante el año escolar, o el hecho de que muchas familias vivan lejos de ellos. Por ello, en vacaciones algunos aprovechan para pasar algunos días en casa de los abuelos. Es además la opción más económica.

Campamentos de verano

En los últimos años, las ofertas de campamentos de verano para niños ha crecido significativamente. Muchos sitios de ocio o donde los niños realizan actividades extraescolares a lo largo de año, también organizan sus propios campamentos en julio y agosto.

Además de los más tradicionales, se han sumado propuestas de lo más originales como campamentos de cocina, de artes escénicas, de ciencias, de oratoria, en los que los peques además de pasárselo en grande descubren aficiones muy interesantes.

Hay campamentos completos o "camps day" de media jornada, y para los más valientes que se atreven a dormir fuera de casa, campamentos semanales.

También está muy de moda últimamente los campamentos en las urbanizaciones, que son una buena opción porque los niños se entretienen sin tener que salir de casa.

Escuelas de verano

vacaciones-verano

La mayoría de las escuelas infantiles y los colegios permanecen abiertos durante el mes de julio con actividades recreativas y de ocio fuera del programa escolar.

Es una solución muy práctica para los de 0 a 3 años que aún son muy pequeños para los campamentos. Es más adecuado para ellos continuar con la rutina que venían haciendo durante el año, en el mismo sitio, con los mismos compañeros (o algunos) y las mismas profesoras.

Otras opciones de cuidados

No todo tiene que ser fuera de casa, también hay otras formas de cuidado de niños, llamémosle "más caseras".

Puedes recurrir a una persona de confianza para que cuide a tus hijos en tu casa durante las horas que estás fuera. En las casas en las que hay una persona de servicio doméstico durante el resto del año, suele ser la misma persona que cuida de los niños durante el verano. Sino, deberéis recurrir a una persona de confianza que hayáis podido supervisar antes de dejarla sola con el niño.

También está la opción de chicas o chicos au-pair, que a algunas familias les resulta una buena experiencia. Suele ser un joven estudiante de otro país que viene a España a aprender nuestro idioma y a cambio del alojamiento y un poco de dinero de bolsillo, se ocupa de cuidar a los niños un rato y ayuda en las tareas domésticas como uno más de la familia.

Y otra menos extendida, pero que es muy práctica es la de turnarse con una amiga, una cuñada o una hermana que también tenga niños para cuidar de los hijos de ambas. Se piden las vacaciones en el trabajo de manera que una cuida una semana a los hijos de todas y la otra a la semana siguiente, por poner un ejemplo. También podéis hacerlo de a tres, y así tendréis más flexibilidad.

Hacer malabares en el trabajo

Hay padres que se piden jornada intensiva en el trabajo para salir antes y poder estar por la tarde con los niños. También los hay que papá y mamá se cogen vacaciones en diferentes semanas para cubrir el mayor tiempo de vacaciones de los niños. Como última opción está la de solicitar licencia sin sueldo durante el tiempo mínimo necesario.

Hay empresas que permiten el teletrabajo en casa en los meses de verano para conciliar la vida familia, aunque no son la mayoría. Otras permiten acogerse a un horario de entrada y salida flexibles.

Sea cual sea vuestra opción, lo que está claro es que aún queda mucho por avanzar en conciliación familiar, y queda más que evidente en estas fechas cuando acaban las clases y comienzan las vacaciones de verano. ¿Cómo os organizáis vosotros con los niños en el verano? ¿Quién cuida de ellos cuando salís a trabajar?

Fotos | iStockphoto

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir