Nueve grandes beneficios para los niños de divertirse haciendo pompas de jabón

Nueve grandes beneficios para los niños de divertirse haciendo pompas de jabón
Sin comentarios

A veces los adultos nos empeñamos en ofrecer a los niños juguetes sofisticados, pensando que así se divertirán y aprenderán más. Pero nada más lejos de la realidad. De hecho, cuanto más sencillo sea un juguete y más espacio dejemos a la imaginación, mayores serán los beneficios para los peques.

Una buena muestra de esta beneficiosa simplicidad la encontramos en los pomperos de jabón. Y es que no hay niño que se resista al embrujo de las burbujas multicolores flotando en el aire y explotando en el momento menos esperado.

Pero, ¿sabías que hacer pompas de jabón no solo es divertido sino que aporta muchos beneficios a los niños?

¿Qué tendrán las pompas de jabón que tanto fascinan?

pompas de jabón
¡Qué levante la mano quien no se haya quedado embobado alguna vez mirando cómo flotan las pompas de jabón en el aire!

Y es que es realmente fascinante observar cómo se forman las burbujas, los diferentes tamaños que adoptan, cómo se elevan en el aire y el rumbo que toman hasta que estallan y desaparecen.

Si a los adultos nos llama la atención algo tan simple, ¿que cabe esperar de los niños? Los más pequeños, con su increíble capacidad de asombro, su infinita imaginación y su curiosidad innata, llegan a disfrutar enormemente de este sencillo pasatiempo.

Es curioso, además, observar cómo esta fascinación se produce desde muy temprana edad, pues si hacemos pompas de jabón delante de un bebé, primero las observará asombrado para después reír a carcajadas cuando estallan por sorpresa.

Hace unos días, en la celebración de un cumpleaños infantil al que mis hijos estaban invitados, se repartieron pomperos entre los niños ¡y la idea no pudo ser más acertada!

Fue muy bonito ver a los peques entretenidos durante un buen rato fabricando pompas de jabón, saltando o corriendo para alcanzarlas, y maravillándose por aspectos tan simples como los colores producidos por el relejo de la luz o el tamaño de la burbuja según el tipo de soplo.

¿Cómo beneficia al niño hacer pompas de jabón?

Pero además de diversión, felicidad y momentos de alegría hacer pompas de jabón tiene otros grandes beneficios para el desarrollo del niño:

Favorece el pensamiento lógico y la curiosidad

La lógica es una habilidad que se va desarrollando de forma paulatina, pero que podemos fomentar incentivando en los niños la experimentación, el aprendizaje a través de la naturaleza y el juego libre.

En este sentido, cuando el niño observa cómo se forman y se elevan en el aire las pompas de jabón comienza a interiorizar una secuencia lógica de sucesos. Además, aprende conceptos como la trayectoria, la flotabilidad, el peso y estado de la materia o el efecto acción-reacción.

Contribuye a mejorar el desarrollo espacial

pompas de jabón

La orientación espacial es una habilidad que nos permite situarnos dentro del espacio, conocer a qué distancia nos encontramos de otras personas o de los objetos que nos rodean, orientar nuestros movimientos para llegar a un determinado punto y explorar el entorno en el que nos movemos.

Cuando un niño sigue la trayectoria de las pompas de jabón, intenta alcanzarlas o incluso anticipa la dirección en la que irán las burbujas, está poniendo a prueba su sentido de la orientación y mejorando su percepción del espacio en el que se mueve.

Ayuda a trabajar la coordinación ojo-mano

Aunque a los adultos puede parecernos un ejercicio muy simple, lo cierto es que mojar el palito del pompero, sujetarlo firmemente para que no se caiga y llevarlo a la distancia adecuada de la boca para poder dirigir el soplo con éxito requiere de una gran coordinación óculo-manual y destreza motora fina.

Igualmente, una vez que las burbujas salen del pompero y se elevan en el aire, seguir su dirección con los ojos supone un excelente ejercicio de estimulación visual.

Favorece la motricidad gruesa

pompas de jabón

Correr detrás de las burbujas, saltar para alcanzarlas, girar rápidamente y cambiar de dirección para perseguir las pompas, alzar los brazos en un intento de atraparlas...

Todos estos ejercicios estimulan el desarrollo motor del niño, la coordinación de movimientos y el sentido del equilibrio.

Mejora la respiración

Hacer pompas de jabón requiere de un control de la respiración y el soplo que favorece el correcto desarrollo del patrón respiratorio. No en vano, este sencillo ejercicio es a menudo recomendado por fisioterapeutas para ayudar a los niños con ciertas patologías respiratorias.

Favorece el habla

Cuando hay un correcto control en la función respiratoria se produce también una mejor articulación de los sonidos. Por ello, hacer pompas de jabón también es otra de las prácticas recomendadas por logopedas cuando los niños presentan determinados trastornos del habla.

Ayuda a relajarse

El control de la respiración es un método infalible para relajarse y una de las técnicas de autocontrol que debemos enseñar a los niños.

Pero respirar de forma consciente y sin la guía del adulto puede resultar complicado para los más pequeños. En estos casos, ayudarse de un pompero de jabón facilita la concentración y la expulsión lenta del aire, a fin de conseguir que las burbujas no estallen.

Consejos para hacer las mejores pompas de jabón

pompas de jabón

Lo más práctico y rápido es adquirir los pomperos de jabón en tiendas o jugueterías. Tienen un precio muy económico, y la cantidad de líquido que traen asegura la diversión durante un buen rato.

También podemos intentar hacer pompas de jabón en el momento del baño, o cuando nos lavamos las manos. Es necesario hacer mucha espuma y dejar un pequeño hueco entre las palmas de las manos para soplar a través de él.

Otra idea es fabricar nuestro propio pompero. Para ello buscaremos un bote y mezclaremos dos partes de agua por una de detergente líquido. Para soplar podemos utilizar cañitas de refresco, el aro de un colador o un embudo.

En resumen, jugar con un simple pompero o hacer burbujas de jabón con las manos mientras los niños toman un baño no solo resulta muy divertido para ellos, sino que estimula enormemente su creatividad, favorece su curiosidad y su pensamiento lógico, y repercute de forma positiva en diversos aspectos de su desarrollo motor.

¡Nunca nada tan sencillo tuvo tantos beneficios!

Fotos | Portada (Eren Li en Pexels) ; Foto 1 (Adrien Olichon en Pexels); Foto 2 (Cottonbro en Pexels); Foto 3 (Ketut Subiyanto en Pexels); Foto 4 (Eren Li en Pexels)

En Bebés y Más | ¿Qué es el aprendizaje vivencial y cómo fomentarlo?

Temas
Inicio