Un estudio advierte que la miopía en los niños ha aumentado significativamente a raíz de la pandemia

Un estudio advierte que la miopía en los niños ha aumentado significativamente a raíz de la pandemia
Sin comentarios

Para nadie es un secreto que la pandemia ha disparado el uso de pantallas entre la población y de una forma muy significativa entre los niños. La comunidad médica ha alertado que el aumento de las enfermedades oculares es una de las muchas consecuencias que no se suelen tener en cuenta tras situaciones como estas, pero que a la larga, pueden convertirse en un problema grave dentro de la población. Un estudio reciente realizado en Hong Kong ha confirmado que la miopía es una de ellas y que debemos tomar cartas en el asunto cuanto antes.

El estudio publicado por el British Journal of Ophthalmology, se realizó con un grupo dividido en un grupo pre-pandemia de 1000 niños y otro de casi 800 con edades comprendidas entre los 6 y los 8 años. a quienes les hicieron exámenes oculares y respondieron un estudio pormenorizado sobre su estilo de vida, incluido datos sobre el tiempo de dedicado a actividades al aire libre y al trabajo "de cerca" (es decir, aquel que se realiza entre los 30 y 50 centímetros de distancia), al inicio de la pandemia y ocho meses después.

A priori llama la atención que el estudio advierte que el tiempo de referencia inicial de horas de actividad al aire libre ya era bajo en comparación con las comunidades occidentales y que disminuyó aún más durante la pandemia. También hace mucho énfasis en la importancia que tiene para el desarrollo ocular el pasar tiempo al aire libre como medida de prevención ante la miopía por la importancia que tiene para la salud visual el enfocar a larga distancia.

Comparando los resultados de los estudios oculares previos y posteriores, se encontró que en el grupo inicial la tasa de miopía fue del 11,63% y que después de ocho meses de pandemia fue de un 26,98%.

Pantallas Ninos

Según el estudio, este aumento en la incidencia de la miopía puede estar relacionada estrechamente con una disminución en el tiempo dedicado a las actividades al aire libre (se pasó de 1,27 a 0,90 horas al día), y un aumento en el tiempo frente a las pantallas (se pasó de 2,45 a 6,89 horas/día). Según palabras textuales de los investigadores, "Nuestros resultados sirven para advertir los profesionales de la vida, a los legisladores, educadores y padres, que se necesitan esfuerzos colectivos para prevenir la miopía infantil, una posible crisis de salud pública como resultado de la Covid-19".

¿Qué deberíamos hacer los padres?

Aunque no podemos extrapolar estos resultados a todos los niños en general, después del cambio en sus hábitos de vida a consecuencia de la pandemia, es importante estar atentos a las señales que nos permiten detectar si nuestros hijos tienen un problema en la visión, como por ejemplo su se acercan demasiado a la televisión o a los libros, si les duele la cabeza o si su rendimiento escolar baja sin causa aparente. También es recomendable visitar al oftalmólogo al inicio de cada curso y proteger sus ojos con unas buenas gafas de sol.

En Bebés y Más | La miopía infantil aumenta según la prematuridad del bebé

Cinco signos precoces que pueden alertar de problemas visuales en los niños

Temas
Inicio