Cataplexia en niños: la enfermedad que se desencadena ante una emoción intensa como la risa

Cataplexia en niños: la enfermedad que se desencadena ante una emoción intensa como la risa
Sin comentarios

En 2019 el presentador Jordi Évole reveló que le habían diagnosticado una enfermedad rara, la cataplexia o cataplejía, una dolencia no especialmente grave que produce una pérdida súbita y transitoria del tono muscular cuando el cuerpo se ve afectado por las emociones, como la risa.

Y hace solo unos días, demostró cómo le afecta cuando en una entrevista en el programa de televisión "El Intermedio" le dio un ataque de risa mientras hablaba con el Gran Wyoming y terminó apoyando la cabeza contra la mesa ante la incredulidad del presentador. Le había dado un ataque de cataplexia. También afecta a los niños, así que te contamos en qué consiste para que puedas detectarla a tiempo y ayudar a tu hijo si la padece y que no te asustes si literalmente "se cae de la risa".

Trastorno crónico común en niños con narcolepsia

La cataplejía o cataplexia es un trastorno crónico que consiste en una pérdida repentina y breve de tono o fuerza muscular desencadenada por el estrés o una emoción fuerte, como la risa (causa común en los niños), la excitación, la ira, la ansiedad o la sorpresa. Esto hace que se conozca también como la enfermedad de las emociones o la risa que desmaya.

Puede ser leve, como una breve sensación de debilidad en las rodillas o flojedad en la mandíbula o caída de los párpados, hasta una parálisis total del cuerpo con colapso, sin ser necesario perder la consciencia.

Es uno de los síntomas más frecuentes del trastorno del sueño conocido como narcolepsia, un problema del sistema nervioso que causa somnolencia extrema y ataques de sueño durante el día. De hecho, se observa en el 70% de los niños que la tienen y suele diagnosticarse en la adolescencia.

En los niños pequeños, este trastorno puede confundirse con la torpeza, convulsiones, un desmayo o un comportamiento de búsqueda de atención, aunque si se está alerta se pueden detectar características exclusivas como debilidad facial y/o de la mandíbula y los párpados y la salida de la lengua, además de la dificultad para hablar y otros movimientos y expresiones faciales anormales.

En el vídeo compartido por la Sexta puedes ver a Jordi Évole sufriéndolo, para que lo entiendas mejor.

No hay explicación médica del trastorno

Esta enfermedad parece estar relacionada con la alteración de la regulación de una sustancia cerebral llamada hipocreatina, que se encarga de controlar los procesos de sueño normal. Pero no está claro y se siguen investigando otras causas.

Diagnosticarlo en la infancia es complicado, ya que es poco frecuente y puede confundirse con otros problemas como epilepsia, migrañas, crisis de ansiedad o pánico. Además, la única forma es realizando pruebas que descarten otros problemas causantes.

Tampoco se cura, aunque sí se puede tratar con fármacos que reducen de manera significativa el número de ataques de cataplexia. Si el trastorno está asociado a la narcolepsia se puede dar medicación para controlar los síntomas de esta última, como fármacos supresores de la fase REM para evitar las crisis de cataplexia.

Pero según el doctor A. Ferré, médico especialista en medicina del sueño en edad adulta e infantil, también se pueden adoptar algunos hábitos de vida que mejoran estos trastornos:

De todas formas, en caso de sospechar esta enfermedad es importante ponerse en contacto con un neurólogo. Porque como señala el mismo presentador en una entrevista, "no es grave pero hay gente a la que le distorsiona el día a día".

Vía | Mapfre Salud, Cleveland Clinic

Fotos | iStock

En Bebés y Más | Cómo distinguir entre pesadillas y terrores nocturnos, Dormir bien es vital para el niño: hábitos para que tu hijo tenga un sueño reparador

Temas
Inicio