Compartir
Publicidad
Publicidad
El llanto del bebé activa los mismos mecanismos cerebrales en madres de diferentes culturas
Recién nacido

El llanto del bebé activa los mismos mecanismos cerebrales en madres de diferentes culturas

Publicidad
Publicidad

El llanto es la única manera que tiene nuestro bebé de pedirnos ayuda. ¿Y cómo no hacerlo? El bebé llora para comunicarnos que necesita algo: se encuentra incómodo, tiene frío, tiene hambre (o necesidad de succión), tiene dolor, o simplemente quiere estar en brazos, en contacto contigo. Como véis, todas necesidades básicas; un bebé no tiene dobleces ni quiere manipularnos con su llanto.

Pero, ¿qué ocurre en el cerebro de la madre al escuchar el llanto de su bebé? Un grupo de investigadores asegura que se activan los mismos mecanismos en los cerebros de las madres de diferentes culturas, sin importar donde vivan.

Así lo indica un nuevo estudio realizado por el Instituto Nacional de Salud Infantil y Desarrollo Humano (NICHD, por sus siglas en inglés), según el cual la reacción de las mamás ante el llanto de sus bebés es universal y consiste en cogerlos en brazos y hablarles. Esta ha sido la respuesta más habitual, muy por delante de otras reacciones como distraerlos o alimentarlos.

El cerebro de la madre está biológicamente programado para atender su llanto

llanto-bebe

Para realizarlo, observaron el comportamiento de 684 madres recientes de 11 países distintos (Argentina, Bélgica, Brasil, Camerún, Francia, Israel, Italia, Japón, Kenia, Corea del Sur y Estados Unidos).

Los investigadores registraron una hora de interacción entre las madres y sus bebés de cinco meses y medio en casa para analizar cómo respondían a los llantos de su bebé: mostrándoles afecto, distrayéndoles, alimentándolos, levantándolos, besándoles, cogiéndoles en brazo, hablándoles...

Independientemente de donde provenían, todas las madres tendían a responder igual en los primeros segundos: les cogían en brazos y hablaban con sus bebés para tranquilizarles.

Esta fue la tendencia más habitual entre las madres de diferentes culturas antes de hacer cualquier otra cosa.

¿Qué sucede en el cerebro de la madre?

Al ver que todas tenían un comportamiento similar, decidieron complementar el estudio con un registro de actividad cerebral para comprobar si también se activaban los mismos mecanismos cerebrales. Para corroborarlo, registraron también la actividad cerebral en cien madres de Estados Unidos, China e Italia.

Los investigadores descubrieron que el llanto activaba determinadas regiones cerebrales: el área de Broca y las regiones temporales superiores, ambas relacionadas con el procesamiento del habla y los sonidos complejos; así como las regiones del mesencéfalo y del cuerpo estriado, asociadas con el cuidado del niño.

Al oír el llanto del bebé, la madre libera oxitocina, conocida como la hormona del amor, que la motiva a cuidarlo y protegerlo, así como noradrenalina, que tiene funciones importantes en nuestro sistema nervioso, como la vigilia, la motivación o el estrés. A su vez, el corazón se acelera y la conductividad de la piel se ve alterada.

Los autores concluyen que existe una base neurobiológica y evolutiva para la respuesta materna humana al llanto de los bebés. La capacidad de respuesta del cuidador es vital para la supervivencia del bebé y, por lo tanto, para la continuación de la especie.

El autor del estudio espera que a la luz de los resultados, se puedan investigar las respuestas cerebrales que se activan en las mujeres que maltratan a sus hijos.

El llanto de tu bebé es único

llanto-bebe

Otro estudio realizado en Tokio determinó que las madres son capaces de distinguir el llanto y la risa de su bebé frente al de otros, y que al hacerlo, también se activan unos circuitos concretos en su cerebro.

El llanto del bebé activa mecanismos cerebrales en la madre que hacen que esta acuda instintivamente a atenderle. Por eso se sufre tanto cuando se ponen en práctica métodos conductistas, por ser completamente contrarios a lo que naturalmente estamos programados para hacer: acudir a un pedido de ayuda.

Son menos los estudios que se han realizado con padres, pero estos sugieren que tanto padres y madres están exactamente igual de capacitados para distinguir el llanto de su bebé. Esta habilidad para identificar el llanto de su propio bebé está determinada por el tiempo que se ha pasado con él, no por el género del progenitor.

Atender siempre su llanto

Aunque algunos digan que el llanto ensancha los pulmones, les ayuda a entender que no pueden tenerlo y todo y demás habladurías, hay numerosos estudios que indican que el llanto del bebé siempre debe ser atendido.

No es posible malcriar a un bebé por el hecho de prestarle atención y brindarle protección y cariño cuando lo necesita. Al contrario, un bebé que suele ser cargado mientras llora podría ser un adulto más sano, menos depresivo, más amable, empático e, incluso, más productivo.

Un bebé, como cualquier cría de mamífero que se siente inseguro y desprotegido al estar lejos de su madre, siente miedo. Como reacción a esta amenaza, llora y su cerebro aumenta la secreción de cortisol, la hormona del estrés. Las consecuencias del estrés continuado durante la infancia se arrastran durante el resto de la vida.

Como sabemos, las vivencias durante los primeros años de vida tienen gran influencia en el resto de nuestra vida. El cerebro del niño forma mil conexiones nuevas por segundo en los primeros tres años de vida, conexiones que forman la base de su futuro. Atender el llanto del bebé, estar pendiente de sus necesidades, brindarle cariño, brazos, besos y caricias "nutren" su cerebro de experiencias positivas, ayudándoles a crecer sanos, felices y equilibrados.

Vía | Sinc
Más información | PNAS
En Bebés y más | maneras de calmar el llanto de tu bebé,

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos