10 juegos para hacer con pelota para niños de 0 a 6 años

10 juegos para hacer con pelota para niños de 0 a 6 años
Sin comentarios
HOY SE HABLA DE

Existen tantas formas de jugar como niños en el mundo, pero una que nunca suele fallar a la hora de divertirse: la que incluye el juego con pelota.

Los juegos para hacer con pelota pueden ser muy variados y entretenidos, y además, resultan beneficiosos para el niño a nivel motor. Y por qué no decirlo, también a nivel emocional y afectivo, si aprovechamos esos momentos de juego para pasar tiempo de calidad con nuestros hijos.

Para este artículo hemos seleccionado 10 juegos para hacer con pelota para niños de 0 a 5 años (estate atento al próximo artículo, dedicado a niños de 6 a 10 años).

Como verás, los juegos seleccionados son juegos sencillos porque hablamos de edades más o menos tempranas, sobre todo durante el primer año de vida, pero podemos añadirle dificultad y/o adaptar el juego a cada niño, a sus gustos, capacidades, preferencias...

Juegos para hacer con pelota para niños de 0 a 1 año

Los juegos de pelota para hacer con bebés entre los 10 y los 12 meses serán muy sencillos, y se buscará sobre todo estimular su movimiento y autonomía.

Por otro lado, hemos de tener en cuenta que el desarrollo motor del bebé es bastante rápido el primer año de vida, por lo que deberemos adaptar mucho el juego a su edad.

Pexels Photo 3999497

Para tener un poco de orientación, hacia los 4 meses de edad, por ejemplo, los bebés están tomando conciencia de su propio cuerpo. Poco a poco van haciendo movimientos cada vez más controlados, y es importante fomentar el movimiento libre, así como estimular su capacidad para voltearse, girar, desplazarse...

Aunque los juegos cambiarán mucho en función del mes de vida, os proponemos un par de ellos como ejemplos, para hacer hacia los cuatro meses de vida (el primero) y hacia los 10 meses (el segundo):

Hacer rodar la pelota

Este juego es sencillito. Se trata de poner boca abajo al bebé y hacer rodar una pelota delante de él.

Intentar que mire la pelota, que la intente alcanzar, tocar... observa sus movimientos y sus caras, ve acercando la pelota hacia el bebé, prueba a alejarla, y pasar un divertido momento juntos.

"Al jugar, el bebé demuestra que ha construido en sí mismo algo que podríamos denominar material para el juego, un mundo interior de vida imaginaria, que se expresa en él".
-Donald Winnicott-

La pelota escondida

A partir de los 10-12 meses, es cuando el bebé adquiere más movilidad, a través de reptar, gatear o caminar. Así, a esta edad el juego con la pelota puede volverse más dinámico.

Puedes probar con hacer rodar la pelota suavemente entre los muebles para que el bebé la vaya a buscar. Si quieres aumentar la dificultad, prueba a ponerla detrás de algún objeto, por ejemplo una cortina. Ya verás como la encuentra.

Juegos con pelota a partir de los 2 años

Chutar la pelota

Hacia el año y medio, o dos años, los niños suelen empezar a chutar la pelota. ¡Eso les encanta! Un juego que puedes probar con ellos es hacer una mini portería y que chute. El objetivo no será tanto que marque, sino que pueda chutarla, pasártela...

Encestar en movimiento

Este juego consiste en encestar la pelota; es sencillo pero entretenido. Para hacerlo, podéis usar el material que queráis; cestas de la ropa, cubos, cajas... La idea es que vayáis moviendo las cajas (o el material escogido) frente al niño, de arriba abajo y a los lados, y que él deba ir encestando las pelotas.

Cada pelota encestada es un punto. Podéis acordar que cuando llegue a X puntos, ¡hay una guerra de cojines! (O el refuerzo que queráis).

A partir de los 3 años

Te cambio la pelota por una respuesta

Este juego de pelota también es sencillo y puedes ponerlo en práctica con tus hijos, a partir de los tres años. Os sentaréis en el suelo y deberéis pasaros la pelota cada vez.

Pero para poder pasarla, tendréis que responder a la pregunta que os haga el otro. Tienen que ser preguntas sobre vosotros; por ejemplo, "¿cuántos años tiene mamá?", "¿qué le gusta mucho hacer a papá?"...

Y lo mismo con sus cosas. Cuando se acierta, se pasa la pelota. Si no, se retiene hasta encontrar la respuesta (¡se pueden dar pistas!).

So-pa-po

Este juego de pelota se puede hacer en familia, y consiste en lo siguiente: si solo sois tú y tu hijo, os colocaréis uno delante del otro, a una distancia de unos tres-cuatro metros (si queréis más dificultad, aumentar la distancia). Si sois más, el procedimiento es el mismo (un poco separados).

Se trata de pasar la pelota, ligera (puede ser también un globo) diciendo las sílabas "so-pa-po", o bien las consonantes "a, e, i, o, u". Con cada toque/pase al otro, se dice una sílaba o una consonante.

Pexels Photo 2438547

Cuando se llegue a la última ("po" o "u"), el toque debe ser para que el otro no la coja, lanzándosela suave y sin hacer daño a alguna parte del cuerpo.

Quien consiga dar al otro sin que la coja en esa última sílaba/consonante, gana un punto (si la coge al vuelo, el punto es para el otro). Podéis establecer que el que llegue a X puntos, ¡tiene premio!

Juegos con pelota a los 4 años

La pelota voladora

Este juego, ideal para jugar en la playa, se puede hacer con dos niños (o más si la toalla es grande). Se trata de que cada niño coja un extremo de una toalla, y que juntos deban lanzar la pelota en el aire y luego cogerla, evitando que caiga al suelo.

Carrera en cuatro patas

Este juego consiste en una carrera; los niños saldrán desde el mismo punto, y se trata de llevar la pelota hasta la meta empujando con la cabeza, a cuatro patas. Es un juego que requiere bastante destreza y ¡que puede ser divertido!

Juegos para hacer con 5 años o más

Pexels Photo 670740

Carrera de pelotas

Se trata de hacer una carrera de pelotas empujadas con pistolas de agua. Para jugar, se formarán equipos (dos o más) de varios integrantes. Se pondrá una línea de salida y una de llegada.

Idealmente, se usarán pelotas livianas, como por ejemplo las de playa. Se trata de llevarlas a la meta empujándolas con el chorro de agua de las pistolas. Gana el equipo que consiga hacer llegar antes la pelota a la meta.

Pelotas en pareja

Este juego de pelotas se hace por parejas. También es una carrera; se formarán parejas, y cada una de ellas deberá llevar la pelota desde la salida hasta la meta, sosteniéndola con la parte del cuerpo que quiera (normalmente, la espalda, aunque puede ser también la cadera, la cabeza...) sin usar las manos.

Fotos | Portada (pexels), Imagen 1 (pexels), Imagen 2 (pexels), Imagen 3 (pexels)

Bebés y más | Nueve grandes beneficios para los niños de divertirse haciendo pompas de jabón, Jugar a papás y mamás: los siete grandes beneficios para los niños de este clásico juego simbólico

Temas
Comentarios cerrados
Inicio