Compartir
Publicidad

Diez consejos para motivar a tus hijos a realizar actividad física

Diez consejos para motivar a tus hijos a realizar actividad física
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Son innumerables los beneficios de realizar actividad física, en cualquier etapa de la vida. Pero nuestros niños viven en un entorno que les invita a ser sedentarios, de modo que hemos de procurar motivarlos para que no se queden parados. Aquí os dejamos diez consejos para motivar a los niños a realizar actividad física.

  • Pasadlo bien, no convirtáis el juego o el deporte en una competición malsana que arruina la diversión. Enséñales a compararse consigo mismos y a que no siempre es posible ganar. La deportividad es un valor importante, hay que saber ganar con humildad y respeto por el "rival" y perder con deportividad. En mi opinión, no hay nada peor para que los niños practiquen un deporte sano que esos padres perdiendo los papeles y el respeto frente al contrario o los árbitros.

  • Comparte las experiencias con tus hijos, tanto haciendo ejercicio con ellos como escuchando lo que nos tienen que contar de la actividad que ellos hacen o preguntándoles por ella (la clase de psicomotricidad o educación física en el cole, las extraescolares...), y en definitiva prestándoles todo nuestro apoyo.

  • Apóyale cuando haya dificultades. Es muy fácil estar ahí con la euforia del principio, pero los niños pueden sentirse inseguros, ridículos... y nosotros hemos de estar ahí para intentar evitarlo y superar esos "baches".

  • Si eres diestro en algún deporte, enséñale. Tenemos "el profesor" el casa, hay que aprovecharlo. Pero recuerda que es posible que a tu niño no le guste el mismo deporte que a ti, entonces no hay que forzar la situación, con lo que llegamos al punto siguiente.

  • Deja que el niño escoja la actividad física que quiere realizar, ofreciéndole opciones variadas. Si siente que la actividad es una elección personal, la disfrutará más. Céntrate en la actividad que le guste a tu hijo, mostrándole el máximo interés, al final acabará gustándote a ti también. Respeta sus capacidades y sus gustos.

Familia jugando, familia activa
  • Ofrezcámosles oportunidades y medios, no solo hablamos de una actividad reglada o sujeta a horarios sino que los niños han de tener a su alcance balones, cuerdas, patines, bicis... También fomentan el juego activo los juegos tradicionales (escondite, pillar...).

  • Que el niño juegue también con otros niños (además de con la familia) ya que amplía su círculo de afectos y le ayuda a socializar. El niño ha de reconocer y respetar a sus entrenadores, árbitros, compañeros y adversarios, creando sensación de equipo. La solidaridad y la cooperación son valores importantes que el deporte puede dar.

  • Hazle ver al niño o niña los beneficios de estar en forma. Si el pequeño se siente competente y en forma, no solo gana su salud física, también tenemos beneficios emocionales que le ayudarán a seguir "pidiendo" más deporte. Nuestra actitud favorable a la actividad también les transmite valores. Ellos, desde pequeños, han de saber que es bueno moverse y malo ser inactivo.

  • Deja que experimente una variedad de actividades y movimientos, no reduzcas la actividad física a una práctica monótona que pronto acabará aburriéndole. Recuerda que, junto al deporte, el juego activo es un ejercicio muy saludable.

  • Si tú practicas actividad física, ellos practican actividad física. Somos el ejemplo a seguir para nuestros hijos, el espejo en el que se miran, así que hay que procurar dedicar el tiempo suficiente a la semana a "moverse". Transmitirles un modelo de vida activo no solo les proporcionará salud a ellos sino también a nosotros mismos.

Gracias a la actividad física el niño o la niña puede hacer amigos, mantenerse en forma, adquirir responsabilidad junto a los hábitos higiénicos y físicos saludables. Aprende normas, supera la timidez, controla los nervios ayudando a "desfogarse", mantienen a raya la obesidad, se desarrolla la inteligencia motriz y social...

Si lo miramos desde el otro ángulo, la falta de actividad física es un factor importante de mortalidad en el mundo y contribuye a desarrollar enfermedades diversas. ¿No son razones suficientes para procurar que nuestros hijos estén en forma?

En definitiva, recordad que no buscamos estrellas del deporte sino niños sanos y felices. Estos diez consejos para motivar a los niños a realizar actividad física nos van a acercar un poquito más a conseguirlo. ¿A qué esperáis para empezar a moveros? Es fin de semana y no hay excusa...

Fotos | Thinkstock
En Bebés y más | Padres deportivos y padres antideportivos, Padres deportivos, hijos deportistas, Decálogo sobre la actividad física de los hijos

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio