Sigue a Bebesymas

Ojos bebe conjuntivitis

La conjuntivitis es una infección muy frecuente en niños pequeños y bebés. Se divide habitualmente en dos categorías, la conjuntivitis del recién nacido y la conjuntivitis de la infancia, con causas y tratamientos diferentes para cada una de ellas. Veámoslas por separado, ya que la conjuntivitis puede ser infecciosa, alérgica, irritativa (causada por un cuerpo extraño en el ojo) o química.

La conjuntivitis del bebé recién nacido

Hace unos días hablamos extensamente de la conjuntivitis del recién nacido, de cuáles son sus síntomas, sus causas y su tratamiento. Hoy nos centramos en los tipos de conjuntivitis, relacionados con el origen.

  • Conjuntivitis química: está relacionada con una irritación en el ojo como una reacción la administración de gotas para los ojos al recién nacido para ayudar a prevenir una infección bacteriana. Aunque es muy raro con los medicamentos de hoy día, algunas veces el recién nacido puede desarrollar una conjuntivitis química. Normalmente, los ojos están ligeramente rojos e inflamados, empezando una cuantas horas después de haber administrado las gotas en los ojos, y dura de 24 a 36 horas solamente. Habitualmente es una conjuntivitis leve y no necesita tratamiento.
  • Conjuntivitis gonocócica: está causada por una bacteria llamada ‘Neisseria gonorrhea’, causante de la gonorrea. Los recién nacidos contraen este tipo de conjuntivitis por el conducto a través del canal del parto de una madre infectada. Este tipo de conjuntivitis puede prevenirse con el uso de gotas o pomada antibiótica para los ojos en los bebés en el momento de nacer. Los ojos del recién nacido normalmente están muy rojos, con un drenaje espeso e inflamación de los párpados. Este tipo normalmente comienza de 2 a 4 días después del nacimiento aproximadamente. El tratamiento de la conjuntivitis gonocócica normalmente incluye antibióticos a través de un catéter intravenoso.
  • Conjuntivitis por inclusión: su causa es infección con clamidia tracomatis. Los síntomas incluyen un drenaje moderado de los ojos, enrojecimiento de los ojos, inflamación de la conjuntiva e inflamación leve de los párpados. Este tipo normalmente comienza de 5 a 12 días después del nacimiento aproximadamente. El tratamiento normalmente incluye antibióticos orales.
  • Otras causas bacterianas: después de la primera semana de vida, otras bacterias pueden ser la causa de conjuntivitis en el recién nacido. Los ojos pueden estar rojos e inflamados con algún drenaje. El tratamiento depende del tipo de bacteria que haya causado la infección. El tratamiento normalmente incluye gotas o pomadas antibióticas para los ojos, compresas templadas en el ojo y una higiene adecuada cuando se toquen los ojos infectados.

La conjuntivitis de la infancia

La conjuntivitis de la infancia es una inflamación de la conjuntiva y puede incluir también una infección. La conjuntivitis infecciosa puede ser causada por bacterias o virus. A continuación, se enumeran las causas más comunes de la conjuntivitis de la infancia.

La conjuntivitis es la infección ocular más frecuente en los niños. A pesar de que la mayoría de las conjuntivitis son contagiosas (por ellos se producen brotes epidémicos de conjuntivitis en las guarderías o escuelas), normalmente no causan daño ni al ojo ni a la visión.

  • Las bacterias: la mayoría (un 80%) de las conjuntivitis infecciosas son causadas por bacterias que normalmente viven en la nariz o en la piel.
  • Los virus: los casos restantes de conjuntivitis infecciosas son virales.
  • Alergias: la conjuntivitis que aparece en primavera al aire libre, con más picor y escozor que secreción, sugiere alergia a algún tipo de polen. Las conjuntivitis mantenidas, que empeoran al llevarse las manos manchadas de polvo a los ojos, sugieren alergia a los ácaros que viven en el polvo de casa. En ambos casos suele haber estornudos, obstrucción y secreción acuosa nasales.

Estos son los tipos de alergias que podemos encontrar en bebés y niños, pero ante la sospecha de que éstos tengan una infección o cualquier problema ocular hay que acudir al especialista para que haga el diagnóstico correcto y determine cuál es el tratamiento idóneo.

Foto | Flickr, Michael (mx5tx)
Más información | Health System, Aepap
En Bebés y más | Cuidados del recién nacido: cómo limpiar los ojos del bebé, Detectar la conjuntivitis infantil

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

1 comentario