Sigue a

leche_bigote

Esta noticia me ha alegrado la tarde ya que mi bebé es alérgico a la leche de vaca.

Una nueva investigación abre un camino esperanzador para una de las alergias más difíciles de llevar en mi opinión.

Los investigadores tomaron una muestra de 30 niños con alergia severa a la leche de vaca y los expusieron a pequeñas cantidades a través del tiempo. El estudio se inició en el hospital bajo estricta supervisión médica y luego se siguió la pauta de exposición en el hogar con un cuidadoso protocolo.

Después de un año, 11 de los treinta niños fueron capaces de comer y beber productos lácteos sin restricciones y otros 16 capaces de tolerar pequeñas cantidades de leche de vaca sin reacciones.

Las alergias a los alimentos son un creciente riesgo para la salud, y los métodos actuales para su tratamiento hacen la vida más difícil. El tratamiento para estos casos es la supresión total del alimento que causa la alergia, prestando especial atención a las etiquetas de los productos alimenticios que se compran. Cuando son pequeños hay que indicar a los cuidadores de los alimentos prohibidos, ya que los niños suelen compartir meriendas. Las fiestas, las excursiones suelen ser una gran preocupación para los familiares de los niños que presentan alergia alimentaria.

Los investigadores están entusiasmados con los resultados, pero advierten que este tipo de protocolo de desensibilización sólo debe hacerse bajo cuidadosa supervisión médica.

Se necesitan más investigaciones para confirmar la seguridad de su enfoque y determinar si los programas similares pueden trabajar para las alergias distintas de la leche.

Vía | ParentDish

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

1 comentario