Sigue a

trona-doble

Os presento la maravillosa idea que ha tenido un padre de gemelos para solucionar la hora de la comida en una casa pequeña. En lugar de comprar dos tronas se le ha ocurrido tunear una mesa de Ikea para hacer una trona doble.

Me parece un recurso estupendo, además de creativo, para ahorrar dinero y espacio en casa. Ya se sabe que con la llegada de un hijo hay que comprar con cabeza, pero más aún con la llegada de dos. Comprar todo a pares puede descalabrar el presupuesto familiar y llenar la casa de trastos de bebés.

El padre de Joslyn & Jakob, dos preciosos gemelos de seis meses, ha tuneado una mesa de Ikea modelo BJURSTA haciendo dos agujeros y colocando dos asientos con sus respectivos cinturones de seguridad. El resultado es la original trona doble que podéis ver en la foto.

trona-doble

Una de las grandes ventajas es que los asientos son reversibles. Se pueden colocar para que los bebés se sienten mirando hacia afuera para que sea más cómodo alimentarlos, pero también mirando hacia adentro para que utilicen la superficie de la mesa para jugar o para participar de la mesa familiar.

trona-doble

Al ser de quita y pon, los asientos se pueden quitar fácilmente para limpiarlos y volverlos a colocar, lo cual es muy práctico.

Ya sabéis, todos los padres de gemelos o dos niños de edades similares que sean apañados con el bricolage y os guste la idea, podéis ponerla en marcha. Os ayudará a ahorrar espacio, dinero y vuestros pequeños estrenarán una trona doble de lo más exclusiva. ¿Qué os parece?

Vía | Criando múltiples
Más información e imágenes| The Workman’s blog

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

7 comentarios