Sigue a Bebesymas

bebe_succion.JPG

Los recién nacidos tienen el llamado reflejo de succión, es un reflejo innato que permite al bebé alimentarse, reconfortarle y calmarle. Para este reflejo, los dedos, el biberón, la tetina, todo sirve para desarrollar una actividad que es natural en su crecimiento. Esta succión comienza dentro del útero y dura como mínimo hasta el primer año de edad.

El reflejo de succión permite estimular el pezón, estos estímulos envían al cerebro la orden para producir la prolactina, esta hormona es muy importante, ya que ayuda a que tu pecho siga funcionando tiempo después del primer impulso de la subida de la leche. Esto es gracias a la succión del pezón, pero también es muy importante que el pecho se vacíe frecuente y completamente para poder seguir generando más leche.

La cantidad de leche irá en función de cuantas veces le des el pecho a tu hijo y la cantidad de vaciado que se realice, claro que también influye la alimentación y la tranquilidad que poseas.

El bebé succiona de un modo muy peculiar, su mandíbula y su lengua trabajan de manera coordinada en el pecho. Cuando el bebé agarra el pezón, sus labios sobresalen hacia fuera dibujando un circulo alrededor del pecho, la boca del bebé crea un vacío apretando con la lengua el pezón contra el paladar. De esta manera aplana la aréola y consigue succionar la leche.

Según los especialistas, algunas veces se presentan problemas, éstos pueden estar provocados por la interferencia de chupetes y biberones. Estos problemas consisten en que el bebé no sabe mamar y ante su desespero comienza a morder el pezón y se pone nervioso. La consecuencia es que el bebé queda insatisfecho y la mamá queda frustrada por no poderlo alimentar adecuadamente.

La capacidad de succión de un bebé puede variar dependiendo del estado de los pezones y la postura que tenga a la hora de mamar, por esta razón es muy recomendable darle de mamar adecuadamente y que los pezones estén perfectamente cuidados.

Gracias al reflejo de succión del bebé, toda la cadena funciona adecuadamente para que la mamá produzca la cantidad de leche necesaria y el bebé se desarrolle adecuadamente.

Más información | El bebé
Más información | Bebé consumer
Más información | Tu y tubebé

Deja un comentario

Ordenar por:

0 comentario