Sigue a

plastilina

La plastilina o pasta de modelar es uno de los juguetes indispensables en la infancia pues mientras los niños se entretienen metiendo las manos en la masa están, sin saberlo, desarrollando la creatividad y sus destrezas manuales. Por eso, para que no falte en ninguna casa vamos a enseñaros cómo se puede hacer plastilina casera.

En Ahorro Diario nos ofrecen un tutorial y un vídeo explicativo sobre cómo elaborar la masa, agregarle color y dejarla lista para que los niños puedan empezar a moldearla. De hecho, ellos también pueden participar en la preparación y convertirlo en parte del juego pues es muy sencilla de hacer.

Ingredientes de la plastilina casera

  • 2 tazas de harina
  • 2 tazas de agua
  • 1 taza de sal
  • 2 cucharadas de aceite de girasol (o cualquier otro aceite vegetal)
  • 1 cucharada de ácido tartárico (se consigue en tiendas especializadas de repostería o en farmacias. Si bien no es imprescindible ayudará a aumentar el volumen de la masa.
  • colorante alimentario líquido (de venta en tiendas en tiendas especializadas de repostería)

Preparación de la plastilina casera

Colocar todos los ingredientes en un cazo y calentar a fuego lento, removiendo la mezcla hasta lograr una pasta homogénea.

Quitarla del cazo y amasar sobre una tabla hasta que la masa sea consistente. Dividir la masa en trozos y aplicar unas gotas de colorante alimentario del color elegido para cada trozo. Volver a amasar cada trozo de manera independiente, hasta que el color se distribuya bien.

La plastilina casera ya está lista para que los niños juguen a hacer figuras. Podéis buscar en casa utensilios para cortar la plastilina como cuchillos de plástico sin filo, moldes improvisados como tapitas de botellas, juguetes, etc.. Los más pequeños jugarán a hacer churros y bolitas, lo cual estimula la motricidad fina, mientras que los más mayorictos intentarán crear figuras.

La masa se puede guardar durante varios días envuelta en film transparente en el frigorífico o bien en un tupper bien tapado para que no se reseque. También se puede moldear y meter en el horno y luego colorear. Además, aunque no es lo deseable tiene la ventaja de que si los niños se la comen no es tóxica.

Abajo podéis ver el vídeo explicativo:


How to Make Play DoughWatch more funny videos here

Foto | Flickr – The Pink Princess
Vía | Ahorro Diario
En Bebés y más | Yummy Dough, la plastilina comestible, Ideas para modelar con plastilina

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

3 comentarios