Sigue a Bebesymas

saco dormir bebe

Cuando llega el frío y los bebés no hay manera de que se queden tapados por las mantas, muchas veces el saquito de dormir es una buena opción. Y aunque existen muchos modelos en el mercado, vamos a ver cómo hacer un saco para dormir para bebés.

Desde Yo llego a fin de mes no traen la manera de hacerlo sencilla y económicamente. Si somos mañosos y tenemos máquina de coser la labor será más sencilla, si no necesitaremos tijeras, aguja e hilo.

El primer paso es comprar la tela que más nos guste, escogiendo tejidos suaves y que transpiren, como el algodón. En el caso de hogares especialmente fríos se puede escoger tela polar para forrar la parte interior del saco. Para hacerlo mullido le pondremos un interior de poliéster.

Elaborar el saco de dormir para bebés

Una vez hemos escogido la tela y materiales debemos recortar el saco. Es conveniente hacerlo más grande que nuestro hijo para que esté cómodo y le sirva al menos para una temporada. También tendremos en cuenta los siguientes puntos:

  • Lo recortaremos con la forma que veis en la foto: largo y sin mangas.
  • Se suele dejar la parte más estrecha hacia el tronco y la de las piernas más ancha, para mayor libertad de movimientos.
  • Hay que dejar un poco más de tela para que a la hora de unir las piezas, se quede un dobladillo interior.

Después hay que cortar cuatro piezas iguales: dos para la parte delantera y dos para la trasera. Empezaremos a coserlas pero sin cerrarlas por completo, pues hay que introducir el relleno repartido por toda la pieza.

Para cerrar el saco por los hombros, podemos utilizar botones automáticos o velcro.

Ahora ya tenemos las dos partes rellenas y hay que unirlas. Esta último paso se puede realizar al gusto de cada cual: cosiendo solo un lateral y en el otro poner una cremallera, automáticos o incluso con lazos. Ahora, si lo deseamos sólo nos queda decorar el saquito con algún bordado, como con el nombre del bebé...

No hace falta complicarlo más, pero si alguien se atreve… que pruebe esta versión de saco con música incorporada. Claro, que siempre será mejor que le cantemos nosotros al bebé.

Como vemos, es sencillo y sólo hay que tener cierta habilidad con aguja e hilo para hacer un saco de dormir para bebés, calentito, económico y con un diseño único.

Vía | Yo llego a fin de mes
Foto | Raphael Goetter en Flickr
En Bebés y más | Saco de dormir Combi Sleeper: dormir sin sábanas, La temperatura ideal para que el bebé duerma, Dos en uno: saco y portabebé calentito

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

3 comentarios