La microbiota del bebé influye en su forma de percibir y experimentar el miedo

La microbiota del bebé influye en su forma de percibir y experimentar el miedo
Sin comentarios

Es muy normal que bebésy y niños le teman a diversas cosas según su edad. Algunos de los miedos más comunes, por ejemplo, son el miedo a la oscuridad o a separarse de sus padres.

¿Por qué unos bebés se asustan más que otros? De acuerdo con un estudio, la respuesta está relacionada con su microbiota intestinal y observarla podría ayudar a prevenir la aparición de enfermedades de salud mental en el futuro.

El estudio

Realizado por investigadores de las universidades de Carolina del Norte y Michigan en Estados Unidos, el estudio publicado en la revista Nature Communications encontró algunas diferencias en la microbiota de los bebés, lo que podría hacer a unos más sensibles ante situaciones atemorizantes que otros.

Los descubrimientos de este estudio son relevantes, no solo porque pueden ayudarnos a entender por qué hay bebés que son más nerviosos o temerosos, sino porque de acuerdo con los investigadores, entender esto también podría ayudar a prevenir futuros problemas de salud mental.

De acuerdo con los investigadores, la forma en la que respondemos a situaciones que nos dan miedo en los primeros años de vida, puede ser un indicador de cómo será nuestra salud mental en el futuro.

Según comentan, la microbiota intestinal de un bebé al momento de nacer podría indicar a los profesionales que es posible que un niño necesite ser monitoreado a medida que crece, para asegurarse de que su salud mental esté nutrida y cuidada.

Por ejemplo, en el caso de los niños que experimentan mucho miedo y no logran calmarse ya que lo que los asustó ha desaparecido, existe un mayor riesgo de desarrollar trastornos como ansiedad o depresión en el futuro.

En cambio, si sucede el extremo opuesto y los niños no reaccionan ante situaciones temerosas, pueden llegar a tener rasgos sin emociones o comportamiento antisocial.

En resumen, observar cómo es la microbiota intestinal de un bebé podría darnos una pista de su estado emocional, lo que ayudaría a poder proporcionar una atención preventiva para evitar la aparición de trastornos de salud mental, algo que suele tener lugar por primera vez durante la adolescencia.

Foto | Pexels
Vía | BabyGaga
En Bebés y más | El modo de nacer altera la microbiota del bebé, pudiendo influir en su salud respiratoria durante su primer año de vida

Temas
Inicio