Compartir
Publicidad
Publicidad

Por fin disminuye el número de cesáreas innecesarias

Por fin disminuye el número de cesáreas innecesarias
Guardar
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hace años que se dice: “¿estáis seguros de que son necesarias tantas cesáreas?”. El número de cesáreas llegó hace unos años a alcanzar porcentajes de hasta un 25% en la sanidad pública (de la privada ni hablo, porque es casi el doble), un número muy elevado si tenemos en cuenta que significaba que 1 de cada 4 mujeres no era capaz de parir por vía vaginal.

Con esos datos en la mano la OMS metía el dedo en la llaga diciendo que eran muchas, demasiadas, que lo esperable en un país desarrollado era que se produjeran complicaciones en un 5-10% de los partos, pero que podría llegar a considerar aceptables unas cifras cercanas a un 15%.

Desde hace un tiempo, gracias a la OMS, gracias a todas las madres que han luchado por un parto mejor y gracias a que muchos protocolos han cambiado, por fin, acogiéndose a la evidencia científica y a la lógica que dice que por norma general todas las mujeres son capaces de parir (mejor si es en la posición que ellas decidan), pero que por si acaso debe haber alguien vigilando, que no estorbando, el número de cesáreas ha disminuido en nuestro país y eso quiere decir que muchas de las cesáreas innecesarias ya no se hacen.

Las cesáreas, en números

Según los datos del Instituto Nacional de Estadística en 2007 suponían un 25% de los partos, mientras que en 2009 se registró un porcentaje mucho más bajo, un 18%.

Este descenso llegó a raíz de la puesta en marcha en 2007 de la Estrategia de Atención al Parto Normal (EAPN), para hacer del parto un proceso más fisiológico y menos intervenido.

tasas-cesareas.jpg

De este modo se consiguió reducir el número de cesáreas, algo positivo si tenemos en cuenta que una cesárea es una intervención quirúrgica (es la única operación que se realiza en un quirófano cuyo paciente sale teniendo que hacerse cargo de una criatura que le demanda las 24 horas del día), con todos los riesgos que ello conlleva tanto a nivel de infecciones como de hemorragia (cuatro veces más riesgo) o de riesgos en partos siguientes.

La recuperación, además, es más lenta y el coste a la seguridad social no es el mismo, ya que parir por cesárea cuesta casi el doble que un parto sin complicaciones (aunque cuando hablamos de salud, bien pagada está una cesárea si hace falta).

“Por si acaso luego no puede hacerse” y “por si las moscas”

Ahora que las cifras han descendido muchas personas se preguntan cuál era el motivo de que antes se hiciera un 8% más de cesáreas. La respuesta de los profesionales de la salud al respecto es que antes se hacían por si acaso después no se podía hacer, porque por falta de personal quizás se podía hacer en ese momento, pero horas después si la cosa se dificultaba no, y por si las moscas, porque cuando un médico era demandado por algún problema en un parto, si éste no había practicado una cesárea, tenía las de perder.

Enhorabuena y gracias

Para acabar quiero dar mi enhorabuena y las gracias a todos los profesionales que luchan cada día por dar una mejor atención a las madres y a sus bebés, por hacerles protagonistas y por dejarles hacer pero estar ahí expectantes, para actuar raudos y veloces en caso de que haya problemas.

Enhorabuena y gracias a todas las madres que no aceptaron un no, que se movieron con sus planes de parto redactados tras horas de discernimiento demostrando que sabían qué era eso de parir, que conocían los riesgos, que estaban informadas y que querían poder tomar decisiones.

Enhorabuena y gracias a todos los que durante estos años han (hemos) defendido el cambio, la humanización de los partos, el respeto por las personas y la adopción de nuevos protocolos menos intervencionistas.

Pero cuidado. Ahora conocemos la línea a seguir y sólo hace falta seguirla. Como ha dicho Marta Parra, presidenta de “El parto es nuestro”: “Esperamos que el descenso no sea a costa de un mayor número de partos instrumentalizados o con fórceps”, que sería una buena manera de disminuir las cifras de cesáreas pero estarían jugando, más o menos, a lo mismo.

Vía | El País, El parto es nuestro Foto | Flickr – Raphael Goetter En Bebés y más | Incremento de cesáreas por miedo de los médicos a posibles denuncias, Mapa con los porcentajes de cesáreas de los hospitales españoles, Un cinco por ciento de cesáreas innecesarias en España

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos