Compartir
Publicidad

Desarrollo de la audición en el bebé

Desarrollo de la audición en el bebé
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Antes de entrar a describir algunas de las causas más frecuentes de las discapacidades auditivas y ver qué tipos hay, veremos algo tan importante como es el desarrollo de la audición en el bebé.

Ya antes de nacer, el sistema auditivo del bebé es capaz de responder a los ruidos que oye, tanto dentro del vientre materno (por ejemplo, los latidos del corazón de la madre) como a los externos producidos por la voz de la madre u otros sonidos diferentes (como, por ejemplo, la música.)

Como veis, la audición en los seres humanos se inicia en el periodo gestacional. Desde este modo, la cóclea (que es una estructura en forma de tubo enrollado en espiral que se encuentra en la parte más interna del oído) funciona igual que la de un adulto a partir de la vigésima semana de gestación. Además, a lo largo del tercer trimestre, el feto es capaz de acoplar su cabeza sobre la pelvis de la madre, permitiéndole reconocer la voz de ésta.

Los recién nacidos reconocerán así la voz de su madre, pudiendo ser capaces de diferenciarla de la del padre de una forma rápida. Posteriormente, a lo largo de la primera infancia, el sistema nervioso irá madurando y permitiendo que las vías y centros nerviosos que emitirán los procesos auditivos, poco a poco se vayan especializando.

Esta especialización llevará al bebé a que al recibir las ondas sonoras del ambiente mediante el oído externo y oído medio, puedan transformar, en el oído internor, estos estímulos auditivos, convirtiendo la vibración mecánica recibida en una señal bioeléctrica que llegará, generalmente a zonas especializadas del hemisferio cerebral izquierdo, para su procesamiento por medio de los nervios auditivos.

Para la mayoría de los pequeños tanto la audición, como la hemisfericidad y el lenguaje mantienen una relación que permite la integración de los procesos perceptivos y de simbolización. Como bien sabemos, el cerebro está dividido en dos mitades o hemisferios: izquierdo y derecho, y cada uno de ellos muestra unas características determinadas.

El hemisferio izquierdo es el responsable de la comprensión y producción del habla, mientras que el hemisferio derecho, se encarga de los llamados parámetros suprasegmentales del habla (como son el tono, la melodía, la acentuación o la mayoría de los estímulos auditivos).

Por ello, el oído derecho tiene ventajas sobre el oído izquierdo en lo referente a estímulos referentes a la comprensión y producción del habla, mientras que el oído izquierdo aventaja al derecho en aspectos melódicos, tonalidad...

Generalmente al existir algún tipo de deficiencia auditiva, además de la disminución de la recepción de la intensidad del sonido, existen otros efectos que alteran aspectos auditivos como la recepción del timbre, el tono, la localización espacial del sonido o incluso los componentes del habla.

Los niños que presentan discapacidad auditiva suelen mostrar dificultades para desarrollar y manejar el lenguaje y el habla, así como para la categorizar conceptos, acceder a los procesos de aprendizaje, para la comprensión y uso de aspectos abstractos, manejar el lenguaje escrito (tanto lectura como escritura) o para los mecanismos de la memoria.

En general, cuando existen problemas a nivel auditivo, existen dificultades para el desarrollo de las habilidades cognitivas, como consecuencia de las restricciones causadas por una limitación sensorial (en este caso, del oído).

Esto es importante ya que, desde pequeños, los niños que tengan problemas de audición pueden ver limitada su capacidad para comprender el mundo que les rodea y desarrollar sus habilidades, en especial aquellas relacionadas con el lenguaje y las relaciones sociales.

Como veis, el desarrollo de la audición en el bebé es un aspecto muy importante ya que depende de cómo evolucione, podrá tener más o menos dificultades en según qué aspectos de su vida cotidiana.

Foto | matsuyuki en Flickr En Bebés y más | Deficiencia auditiva en los bebés, La estimulación auditiva prenatal

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos