Sigue a Bebesymas

Sillón en la sala de lactancia

Hace unos días os comentaba que he visto salas de lactancia que no podríais creer, lugares que a duras penas pueden recibir dicho nombre, y en esta ocasión vamos a centrarnos en cómo debería ser la sala de lactancia ideal.

Aunque en este tema puede haber distintas preferencias, creo que coincidiréis conmigo en lo básico, y es que hay lugares poco adecuados para amamantar al bebé y que dificultan o hacen incómodo alimentar al pequeño. Por ello reivindicamos estas condiciones para las salas de lactancia.

Un espacio favorable a la lactancia materna tiene asientos cómodos. Si algo necesité durante las primeras semanas de lactancia era un lugar cómodo. por supuesto, en casa era la cama, pero cuando salíamos necesitábamos un lugar cómodo e íntimo porque los bebés no se cogían al pecho a la primera y aveces teníamos que improvisar posturas algo acrobáticas.

Las salas han de estar limpias, contener papeleras y un baño contiguo, separado por una puerta, con cambiador para asear al bebé. Ya hemos comentado en varias ocasiones que a nadie se le ocurriría ir a comer al baño donde el resto de personas hace sus necesidades, pues lo mismo con el bebé. Si la sala de lactancia está separada del baño, menos posibilidades tiene de estar plagada de gérmenes.

Una sala de lactancia es lo suficientemente amplia para que entren varias mamás y los cochecitos del bebé. Bien es verdad que en ocasiones preferiríamos la intimidad, pero no somos las únicas que tenemos bebés y es injusto que algunas se queden fuera. En cualquier caso, creo que nunca he tenido que irme de una sala porque no pudiera entrar (aunque en alguna me resultó difícil).

Pidiendo casi lo imposible, en una sala de lactancia ideal existen cojines limpios y de distintas formas para facilitar la lactancia a aquellas mamás que los necesiten.

En este espacio hay un lavabo para lavarse las manos o los cacharros si le hemos dado biberón o papilla al bebé, papel para limpiarse o secarse, así como un microondas para calentar estos alimentos. Estos elementos podrían situarse también en una sala contigua, con tronas u otros elementos que faciliten la hora de la comida a esos bebés que ya no son tan pequeños. Cuanta más tranquilidad y menos distracción haya para los bebés, mejor.

Amamantando en el centro comercial

En estas salas la iluminación es suave, están convenientemente aisladas acústicamente, y si hay música ambiental esta debe estar a un volumen bajo, y mejor si es suave y lenta. La decoración es discreta, con imágenes infantiles o de bebés, sin colores estridentes.

Sería ideal que en las salas hubiera folletos informativos de promoción de la lactancia, con consejos para las madres, por ejemplo con las recomendaciones de la OMS.

Una sala de lactancia ha de estar bien señalizada y abierta. Cierto que en muchos centros comerciales las cierran por temor a que reciban un mal uso (o un uso vandálico), y tal vez sea una manera de lograr que se cumplan algunos de los requisitos anteriores, como la limpieza. Pero en ese caso ha de haber un timbre disponible y efectivo en comunicación directa con el personal más cercano que pueda abrirnos en el menor tiempo posible.

Por supuesto, todas estas reivindicaciones no quitan para que aquella madre que lo desee le dé pecho al bebé donde quiera sin que tenga que recibir malas miradas, recriminaciones o incluso prohibiciones como sucede, por desgracia, tan a menudo. Una sala de lactancia debe fomentar la lactancia materna y no esconderla.

De hecho, para muchas mujeres, especialmente si el bebe ya tiene unas semanas, la lactancia está bien establecida y el pequeño ya se alimenta sin problemas, cuando hemos “aprendido”, la sala de lactancia ideal es cualquier espacio, un banco del parque o del centro comercial, un rincón del restaurante o la mesa donde comemos, el suelo del parque o en la playa, dentro y fuera del agua…

Pero si lo que preferimos es un lugar específico, así debería ser la sala de lactancia ideal, o al menos así lo sería para mí. Seguro que vosotras también tenéis preferencias al respecto, o alguna discrepancia, y nos encantaría conocerlas en vuestros comentarios.

Fotos | moppet65535 y Tim & Selena Middleto en Flickr-CC
En Bebés y más | He visto salas de lactancia que no podríais creer, Las salas de lactancia

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

2 comentarios