Síguenos

Barbie

En la era de internet y de las múltiples cadenas de televisión no podía faltar que un icono como Barbie contara con una ficción en la pequeña pantalla. La famosísima muñeca de Mattel, que ya ha protagonizado un buen número de películas, es ahora la protagonista de ‘Barbie Life in the Dreamhouse’, una serie de televisión que Boing estrenó el pasado 14 de febrero. La ficción no es más que una webserie de la que ya hemos hablado y que ahora ha sido llevada al canal infantil para ofrecerla por televisión a todos aquellos que no la hayan seguido por la red. ‘Barbie Life in the Dreamhouse’ fue creada el año pasado y sitúa a la muñeca en la increíble vida de la que siempre ha presumido.

Los capítulos de ‘Barbie Life in the Dreamhouse’ rondan los tres minutos de duración en los que podemos encontrar fragmentos de la vida de ensueño que tiene Barbie. La serie ya ha alcanzado los 25 episodios y también se puede seguir en la página oficial de la muñeca, que además ofrece un buen número de juegos y actividades interactivas para sus usuarios. Boing ofrece ‘Barbie Life in the Dreamhouse’ todos los días a partir de las 20:45 y, a través de ellos, se rescata una vieja polémica que siempre ha acompañado a la muñeca que se ha expandido en la sociedad en diferentes ramas, como la asociación que algunos han hecho apuntando hacia posibles problemas alimentarios que se pueden derivar de su figura. Todas estas polémicas vienen a formular la misma pregunta: ¿Es Barbie un ejemplo a seguir para los más pequeños?

¿Quién es Barbie?

La Barbie que presenta ‘Barbie Life in the Dreamhouse’ es una chica que tiene una vida llena de lujos en una gran casa en Malibú. La protagonista es una figura destacada en el mundo de la moda, en el que ha conseguido alcanzar el éxito y erigirse como una figura reconocida. El éxito de Barbie la ha llevado a vivir en esa gran mansión y rodearse de unos privilegios que no aparecen al alcance de cualquiera. De hecho, la ficción se presenta en ese contexto de mundo idílico, ya que Barbie todo lo tiene y todo lo puede comprar.

Barbie no está sola en esta nueva aventura, ya que en la ficción aparecen un buen número de personajes que protagonizan muchas de sus tramas. Se trata, por ejemplo, de las hermanas de la protagonista, algunas de sus amigas y por supuesto de su inseparable novio Ken, con el que sigue formando una de las parejas de enamorados más famosas reconocidas por el público infantil.

¿Qué podemos esperar de la serie?

Al acercarnos a ‘Barbie Life in the Dreamhouse’ no podemos olvidar que se trata de una ficción que tiene detrás una marca comercial muy potente que lleva años consiguiendo entrar a formar parte de los juegos de un gran número de niñas. Así, no es descabellado pensar que la serie es una vía para seguir promocionando la marca Barbie, esta vez a través de un producto de ficción en el que poder enseñar a la muñeca en acción, luciendo un buen número de vestidos diferentes o mostrando numerosos accesorios que van desde la gran mansión en la que vive hasta las mascotas que posee. Esa es la principal razón por la que podemos llegar a pensar que ‘Barbie Life in the Dreamhouse’ es solo una excusa, una nueva manera de anunciarse que llega a la televisión para hacer las delicias de quienes ya siguen a la muñeca y para mostrar de manera atractiva el mundo que le rodea.

Así, la serie presenta a una chica que lo tiene todo y es envidiada por muchos. Ese todo implica una vida superficial donde no falta la figura de Ken como acompañante amoroso, grandes lujos (coche, mansión, vestuario…) y una rutina centrada en el mundo de la moda, con las consecuencias que eso conlleva. Ya sabemos todos cuál es el prototipo de belleza que promueve Barbie, un aspecto que también está muy presente en ‘Barbie Life in the Dreamhouse’ no solo a través de su protagonista, sino del resto del elenco que aparece en la ficción de forma regular.

Es cierto que a la Barbie de la serie le podemos adjudicar valores como la generosidad (siempre está dispuesta a ayudar o dar consejos a sus amigas) y su cara más polifacética a través de todos los trabajos que ha desempeñado. Pero todos estos valores quedan en segundo plano cuando observamos que se trata de una ficción en la que la superficialidad reina a cada instante. A través de esta serie a los niños solo se les enseña todos los lujos que pueden tener, pero no la dificultad para llegar a ellos o la obtención de la felicidad por otras vías que no sea ese mundo materialista en el que viven sus personajes.

El episodio destacado en el artículo se titula “Compras a mogollón’ y en él podemos ver uno de los impulsos que tienen Barbie y sus hermanas por comprar todo lo que les apetece. Podríamos pensar que la trama se incluye para criticar este aspecto, pero la manera en la que termina el capítulo, con Ken arreglando el desastre que ellas ocasionan y la intención del resto de las hermanas de seguir comprando, nos hace pensar que el episodio está lejos de cualquier lección moral sobre el asunto. Además, la trama cae en el estereotipo al que muchas veces se ha enfrentado Barbie, mostrando a las mujeres como compradoras compulsivas y al hombre como el manitas de la casa capaz de arreglar el desorden que ellas provocan.

‘Barbie Life in the Dreamhouse’, una vida de ensueño

La ficción de Barbie completa hoy en día la programación de Boing, un canal que también ha ofrecido varias de las películas protagonizada por ella, aunque los pilares en los que se asienta no sean los más adecuados para el público infantil. Así, ‘Barbie Life in the Dreamhouse’ es sobre todo un producto en el que poder mostrar al público la amplia gama de muñecas y accesorios que dispone su protagonista y, como consecuencia, al que pueden acceder los espectadores de la serie previo paso de la tarjeta de crédito de los padres.

Aún así, ‘Barbie Life in the Dreamhouse’ cumple a la perfección con su cometido: aprovechar una nueva vía para acercarse al público infantil. Los dibujos de Barbie van más allá del perfil de espectadores a los que van dirigidos, ya que por tratarse de la muñeca que es el público destinado a seguir estas aventuras es más amplio del que podíamos pensar. Eso incluye a un buen número de espectadores menores de 6 años, que entusiasmados por ver a Barbie en la pequeña pantalla, son testigos de una serie basada en los pilares de la belleza exterior, el lujo y la superficialidad.

En Bebés y más | La tele que no educa: ‘Victorious’

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

5 comentarios