Publicidad

Una madre advierte sobre las bacterias en los juguetes de baño que causaron una grave infección en los ojos de su bebé

Una madre advierte sobre las bacterias en los juguetes de baño que causaron una grave infección en los ojos de su bebé
Sin comentarios
HOY SE HABLA DE

Los juguetes para la bañera o la hora del baño son muy famosos, pues además de tener en su mayoría diseños divertidos y coloridos para los niños, tienen una función particular: pueden arrojar agua. Sin embargo, en los últimos años se ha encontrado que esta peculiaridad puede ser más negativa que positiva.

Para mostrar esto, compartimos la historia de una madre, quien nos dio autorización de publicar las fotos de la grave infección que sufrió debido a una bacteria invisible y por la cual el pequeño estuvo cerca de perder la visión de un ojo.

Al igual que miles de madres, Eden Strong tenía algunos juguetes para la hora del baño de su hijo, entre los cuales se encontraba un clásico de toda la vida: el patito de goma. Pero también, estaba consciente de que éste podía almacenar agua que creara bacterias en su interior, por lo que era cuidadosa al momento de limpiarlo.

Había visto esas publicaciones en las que las madres abrían esos juguetes de goma, donde resultaba impresionante ver la guarrada que se encontraba dentro debido a las bacterias y moho, creados por el agua que se quedaba atrapada en ellos.

Así que pensando en su hijo, realizaba una limpieza exhaustiva después de cada uso, con la finalidad de evitar que se crearan bacterias dentro de él. Pero resulta que al parecer no hay forma de garantizar que eso suceda y aunque no las veamos, las bacterias están ahí.

A través de dos publicaciones en su cuenta de Instagram y su página de Facebook, Eden explica cómo el ojo de su pequeño hijo de dos años se infectó al salpicarse agua accidentalmente mientras usaba su juguete a la hora del baño, resultando en síntomas terribles, varias visitas a Urgencias y muchos días de extrema angustia.

"Tíralos a la basura"

 

Aprendí una cosa. Y lo he estado pensando durante un par de meses porque no estaba segura de que alguien quisiera ver esto, pero he llegado a la conclusión de que otras personas también deberían saberlo. Sin embargo, es inquietante, así que considérense advertidos.

Sabía que el agua podía quedar atrapada en los juguetes de la bañera, en particular los que son de goma, diseñados para rociar agua. He visto fotos de ellos llenos de moho. Así que los exprimía después de cada baño, los limpiaba regularmente con lejía y los sostenía a contraluz para buscar moho.

Pero no sabía que debido a que nunca se secan completamente por dentro, significaba que aún se reproducen bacterias invisibles.

"Se echó agua a sí mismo en el ojo con un juguete de la bañera", me dijeron cuando noté que su ojo estaba ligeramente rojo. Supuse que estaba irritado por el agua y no le di mucha importancia. Pero esa noche, después de notar que su ojo todavía estaba rojo, lo llevamos a urgencias asumiendo que tenía conjuntivitis.

El médico estuvo de acuerdo y recibió su primera dosis de gotas para los ojos. Luego, decidí darle una dosis de refuerzo en medio de la noche para asegurarme de que estaría mejor por la mañana.

No esperaba encontrarlo en su cuna con un ojo hinchado al doble del tamaño y enrojecimiento extendiéndose por su mejilla.

Inmediatamente nos dirigimos a la sala de emergencias donde un médico le recetó antibióticos orales, que tomó a las 2:30 am.

Cuando se despertó a las 6 de la mañana, grité e inmediatamente me dirigí al hospital. Tenía una fiebre rabiosa y su ojo estaba tan hinchado que la parte blanca sobresalía de entre sus párpados y su iris estaba oscurecido.

Los antibióticos intravenosos iniciaron de inmediato y debido a la hinchazón significativa, se realizó una tomografía computarizada para revisar su retina.

La celulitis orbitaria severa se extendió por su rostro y por ambos ojos. Me advirtieron que podría perder la vista, pero al final, gracias al Señor, sus ojos sanaron.

Entonces, ¿juguetes para la bañera? TÍRENLOS A LA BASURA. No pueden limpiarlos. No tengo imágenes mohosas para mostrarles, porque nunca hubo moho visible para ver. No pueden ver las bacterias. No eres mejor que los juguetes de la bañera sucios. TIRALOS A LA BASURA.

Ambas publicaciones rápidamente se volvieron virales, compartiéndose cientos de miles de veces y recibiendo una gran cantidad de comentarios en las dos redes sociales, así como de medios de comunicación que se hicieron eco de su historia para advertir a otros padres.

En entrevista para Motherly, Eden comenta que lo que más le impresionó después de que finalmente se atrevió a compartir la historia de su pequeño, fue que recibió muchos mensajes de otros padres enojados, que habían vivido la misma historia con sus hijos.

Después de haber vivido esto, ella (y seguro todos los que pasaron por esto) se pregunta por qué aún siguen fabricándose este tipo de juguetes, especialmente cuando incluso hay evidencia científica que sugiere que evitemos por completo usarlos y nos deshagamos de ellos si los tenemos.

Fotos | Eden Strong (reproducidas con autorización)
Vía | Motherly
En Bebés y más | Una madre alerta de la guarrada que encontró dentro del famoso mordedor la Jirafa Sophie, Unos padres avisan de la guarrada que encontraron al desmontar un vaso de aprendizaje infantil

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios