Compartir
Publicidad

Leucemia infantil: un nuevo estudio apunta a que en el futuro podría prevenirse

Leucemia infantil: un nuevo estudio apunta a que en el futuro podría prevenirse
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Un grupo de científicos británicos ha dado un paso de gigante en la investigación de la leucemia linfoblástica aguda, el tipo de cáncer que más afecta a los niños.

Se ha descubierto que el desarrollo de la enfermedad va precedido de dos pasos: la primera es una mutación genética durante el embarazo y, la segunda, la exposición a una infección, que podría darse en mayor medida en niños que, durante los primeros meses de vida crecieron en ambientes excesivamente limpios, por lo que se abrirían nuevas a interesantes puertas en cuanto a la prevención de esta enfermedad.

Un paso de gigante

La investigación realizada por el Instituto de Investigación del Cáncer (ICR) y publicada en la revista Nature Reviews Cancer resume cuatro décadas de investigación en las que se ha conseguido reducir la tasa de mortalidad en niños al 10%, pero faltaba saber cuáles son las causas que provocan esta enfermedad y cómo trabajar en la prevención.

Según el estudio liderado por el profesor Mel Greaves, la enfermedad se desarrolla en un proceso de dos pasos:

  • El primer paso consiste en una mutación genética que se produce antes del nacimiento en el feto y predispone a los niños a la leucemia, pero sólo el 1% de los niños que nacen con este cambio genético desarrollan la enfermedad.

  • El segundo paso también es crucial. La enfermedad se desencadena más tarde, en la infancia, por exposición a una o más infecciones comunes, pero principalmente en niños que experimentaron una infancia "limpia" en el primer año de vida, sin mucha interacción con otros bebés o niños mayores.

¿Demasiada higiene?

Cuando se habla de infancia "limpia" se refieren a un niño que creciera aislado o en un medio con exceso de higiene que le impediría estar en contacto con virus y bacterias comunes que le provocaran infecciones.

Se apunta a que factores como la lactancia materna, el acudir a la guardería o estar en contacto con otros niños (sobre todo mayores) podrían proteger frente a la enfermedad. ¿Significa esto que si no llevo a mi hijo a la guardería va a tener más riesgo de tener cáncer? Rotundamente no. Hablamos de niños predispuestos, en los que ya se ha producido la primera mutación cuando estaban en el útero materno. Este estudio simplemente abre nuevas vías a la investigación en la prevención de esta enfermedad.

¿Se podrá prevenir la leucemia?

Según el director del estudio, los resultados son esperanzadores en este sentido:

"La investigación sugiere enfáticamente que la leucemia linfoblástica aguda tiene una causa biológica clara y es desencadenada por una variedad de infecciones en niños predispuestos cuyo sistema inmunológico no ha sido adecuadamente preparado. También destruye algunos mitos persistentes sobre las causas de la leucemia, como las afirmaciones de que la enfermedad suele ser causada por la exposición a ondas electromagnéticas o la contaminación. La implicación más importante es que la mayoría de los casos de leucemia infantil pueden prevenirse. Podría hacerse de la misma manera que actualmente se está considerando para las enfermedades autoinmunes o las alergias, quizás con intervenciones simples y seguras para exponer a los bebés a una variedad de 'bichos' comunes e inofensivos".

Una magnífica noticia que abre nuevas puertas a la investigación. Con suerte, dentro de algunos años podremos dar la noticia de que la leucemos linfoblástica el tipo de cáncer que más afecta a los niños, es prevenible.

Vía The Institute of Cancer Research En Vitónica | La causa de la leucemia infantil podría haber sido descubierta

En Bebés y más Identifican el gen que ayudaría a frenar uno de los cánceres infantiles más frecuentes, Superó una leucemia gracias a un tratamiento experimental y su caso abre la vía a la curación del cáncer con inmunoterapia

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio