Compartir
Publicidad
Publicidad

Identifican el gen que ayudaría a frenar uno de los cánceres infantiles más frecuentes

Identifican el gen que ayudaría a frenar uno de los cánceres infantiles más frecuentes
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Cada año, se diagnostican en el mundo más de 150.000 casos de cáncer infantil. Encontrar una cura para frenar esta enfermedad es uno de los mayores deseos que todos tenemos, y algo en lo que los investigadores llevan décadas trabajando.

El Centro de Investigación Biomédica en Red de Cáncer (Ciberonc) y el Centro de Investigación del Cáncer de Salamanca han concluido un estudio de seis años en el que han identificado un gen que podría ayudar a frenar uno de los cánceres pediátricos más comunes: la leucemia linfoblástica aguda de linfocitos T.

Un paso más en la lucha contra el cáncer infantil

El estudio, publicado en la revista Cancer Cell ha sido llevada a cabo por el Centro de Investigación Biomédica en Red de Cáncer, a través de un grupo liderado por el investigador Xosé Bustelo, del Centro de Investigación del Cáncer de Salamanca.

Las concluciones a las que han llegado los científicos implicados en esta investigación arrojan un rayo de luz y esperanza en la curación de uno de los principales cánceres pediátricos, la leucemia linfoblástica aguda de linfocitos T.

Los linfocitos T son células del sistema inmune cuya función es encontrar y destruir las células afectadas por el cáncer o que han sido infectadas por virus u otros patógenos. Pero a veces, estos linfocitos sufren alteraciones genéticas que los transforman de protectores a tumores, ocasionando la leucemia linfoblástica aguda de linfocitos T, el cáncer más frecuente en niños en España.

Tras años de estudio se ha descubierto que el gen VAV1, habitualmente implicado en la formación de tumores de diferentes tipos, puede actuar también como supresor en este tipo específico de leucemia, es decir, puede ayudar a frenarla.

Esto llevaría a la creación de fármacos específicos que actúen como freno en la formación de las células tumorales, según recoge el diario La Nueva Crónica:

"Este trabajo ha demostrado que VAV1, a través de la formación de un complejo multiproteico con la proteína CBL-B, come literalmente al acelerador ICN1 haciendo que éste desaparezca de las células tumorales. Esto hace que se pare el crecimiento de las mismas y que eventualmente se mueran"

"Si reactivamos VAV1 podemos volver a parar el crecimiento de estas células alteradas genéticamente e inducir su muerte de forma muy rápida. Esto sugiere que, a largo plazo, podría ser factible el diseño de vías terapéuticas que pudiesen reproducir el mismo efecto en pacientes" - señala el doctor Bustelo.

Sin duda este hallazgo supone un paso importante en la lucha contra el cáncer infantil, y ojalá el diseño de estas terapias específicas para frenar el crecimiento de las células tumorales llegue pronto.

Este estudio también ha contado con la colaboración del CESIC, la Universidad de Salamanca, el Institut del Mar d'Investigaciones Médiques de Barcelona y el hospital Sant Joan de Deu de Esplugues de Llobregat, demostrando así que la investigación conjunta desde distintos ámbitos es crucial a la hora de abordar el estudio de esta enfermedad.

Pequeños grandes luchadores

Cancer Infantil

Cada año, se diagnostican en el mundo más de 150.000 nuevos casos de cáncer en niños (de entre 0 a 18 años) y 1.400 de ellos se dan en nuestro país.

La medicina avanza, y las estadísticas de los años 80 -que reflejaban una curación del 54% de los casos- se elevaron al 75% en la década de los 90 y actualmente, según las cifras de la Sociedad Española de Hemato-Oncología Pediátrica la tasa de supervivencia a 5 años de 0 a 14 años ronda casi el 80%.

Lograr una curación del 100% es el principal reto de la comunidad científica, y pasito a pasito, con hallazgos como este que os hemos compartido, esperamos que este sueño se convierta en realidad en un futuro no muy lejano.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos