Publicidad

Sin todos los miles de pequeños lectores del mundo, los cuentos no pueden vivir todas las vidas para las que fueron escritos

Sin todos los miles de pequeños lectores del mundo, los cuentos no pueden vivir todas las vidas para las que fueron escritos
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Dentro de dos días, tendrá lugar una efeméride muy importante en todo el mundo. Es especialmente relevante para acercar la cultura a los niños, y para proporcionarles sueños, conocimiento y fantasía: el 2 de abril celebramos el Día Internacional del Libro Infantil. Está promovido por el IBBY (una organización creada para acercar la literatura a los más jóvenes), y desde 1967, coincidiendo con la fecha del nacimiento de Hans Chrisian Andersen, llega puntual a su cita.

Para ir abriendo boca, os presentamos el cartel diseñado especialmente para la ocasión. Veréis, cada año un país es el encargado de preparar la imagen promocional de este Día, así como el ‘mensaje a los niños del mundo’. En esta ocasión le ha tocado Irlanda, y en su representación la escritora e ilustradora Niamh Sharkey ha preparado un cartel divertido y dulce a la vez; y por su parte, Siobhán Parkinson (una novelista irlandesa que escribe libros muy atractivos para el público infantil), ha redactado la carta que os presentamos a continuación: De la “Carta a los Niños del Mundo” voy a extraer algunos párrafos, no porque no tenga ganas de copiarlos, sino porque me gustaría llevaros hasta OEPLI (la sección española del IBBY), para que la conozcáis y descubráis todo lo que está haciendo por los libros infantiles, y por la lectura, allí podréis leer la carta entera, ¿os la váis a perder?

Los lectores a menudo le preguntan a los escritores cómo escriben sus historias - ¿de dónde salen las ideas? Provienen de mi imaginación, contesta el escritor. Ah, claro, suele contestar el lector. Pero, ¿dónde está tu imaginación, de qué está hecha y es cierto que todo el mundo tiene una? … No obstante, no toda imaginación tiene las mismas cosas dentro de ella. Probablemente, la imaginación de los cocineros contenga en su mayoría sabores, de la misma manera que la imaginación de los artistas contendrá sobre todo colores y formas. La imaginación de los escritores está principalmente llena de palabras. 
 … Para los lectores y oyentes de historias, sus imaginaciones también se nutren de palabras. La imaginación de un escritor trabaja y da vueltas y da forma a las ideas, a los sonidos, a las voces, a los personajes y a los acontecimientos hasta convertirlos en una historia; esta historia no está compuesta de otra cosa que no sean palabras, batallones de garabatos desfilando por las páginas. … Este es el motivo por el cual el lector es tan importante para una historia como lo es el escritor. Solo hay un escritor para cada de ellas, pero hay cientos o miles o incluso a veces millones de lectores de historias, que leen en el mismo idioma que el del escritor o que quizás hasta lean traducciones en muchos otros idiomas diferentes. Sin el escritor, no nace el cuento; sin todos los miles de lectores alrededor del mundo, el cuento no llegará nunca a vivir todas las vidas que puede vivir.

Por último os cuento que Siobhán explica cómo las historias unen a los lectores a lo largo y ancho de este mundo… y que es probablemente lo que los humanos saben hacer mejor (dejarse involucrar y unirse a otras personas a través de los relatos), incluso desde mucho antes de la narrativa escrita.

Estos días son prometedores para la literatura infantil y juvenil, y deberían serlo siempre, por todo lo que aporta a la vida de nuestros hijos, y porque su valor es incalculable. Si vosotros os lo creéis, sabréis transmitirlo a los niños, ¿estáis preparados?

Vía | Biblioabrazo Más información | OEPLI, IBBY

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios