Compartir
Publicidad

Los niños prefieren leer los libros en papel y no en una pantalla

Los niños prefieren leer los libros en papel y no en una pantalla
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Existe la idea generalizada de que los niños van a leer más si tienen un dispositivo como un iPad o un Kindle, pero una nueva investigación revela que no tiene por qué ser el caso.

En un estudio entre niños de 10 a 12 años, aquellos que tenían acceso habitual a dispositivos con capacidad de lectura de libros electrónicos (como Kindles, iPads y teléfonos móviles) no solían utilizar los dispositivos para leer, incluso si se trataba de niños que leían a diario. La investigación también revelaba que cuantos más dispositivos estuvieran al alcance del niño, menos leía en general.

Esto sugiere que proporcionarles a los niños dispositivos donde se puedan leer libros electrónicos puede inhibir su lectura en general y que los libros en papel siguen siendo los preferidos de los más jóvenes.

Estos hallazgos corroboran los resultados de una investigación previa que analizaba la forma en la que los adolescentes preferían leer. Dicha investigación llegó a la conclusión de que mientras algunos alumnos disfrutaban leyendo libros en dispositivos, la mayoría que tenía acceso a estas tecnologías no las utilizaba normalmente para dicho fin. Lo más importante de todo es que los lectores más ávidos de libros no solían leer libros en pantallas.

¿Por qué pensamos que los niños prefieren leer en pantallas?

leer-libros-vs-pantallas

Existe la opinión popular de que la gente joven prefiere leer en pantallas en vez de papel, una idea en parte impulsada por el escritor en educación Marc Prensky cuando en el año 2001 acuñó el término "nativos digitales" para referirse a los jóvenes que tienen un buen conocimiento de los medios digitales y que prefieren de forma universal la lectura en dispositivos.

Pero no toda la gente joven tiene las mismas capacidades digitales y la ciencia no corrobora esta afirmación de que prefieran las pantallas.

A pesar de esto, el mito ya ha tenido un impacto en las decisiones ahora de elegir las fuentes de los libros en los colegios y en las bibliotecas públicas de Australia y de EE.UU, donde algunas bibliotecas han optado por eliminar todos sus libros en papel por la supuesta preferencia por los libros electrónicos.

Con esta medida las bibliotecas lo que están haciendo es limitar el acceso de la gente joven a su modo favorito de lectura, algo que podría tener un efecto perjudicial en su frecuencia de lectura.

Los jóvenes cada vez tienen más acceso a los dispositivos gracias a programas promocionados por las escuelas y los padres se enfrentan a las campañas de marketing agresivas para seguir el ritmo de las tecnologías educativas en casa.

Se incentiva a las escuelas a que aumenten el uso de dispositivos y en el caso de Australia, por ejemplo, la informática y las tecnologías de comunicación son capacidades principales a demostrar en todas las asignaturas.

Los argumentos a favor de la lectura en dispositivos son sólidos, pero no están bien fundados.

¿Por qué los alumnos suelen preferir leer libros en papel?

La lectura en dispositivos a través de una aplicación da lugar a más distracciones porque permiten que el usuario cambie de aplicación fácilmente.

Para aquellos alumnos que ya tengan problemas de atención, la recompensa inmediata de jugar a un videojuego puede superar fácilmente a los beneficios a largo plazo de la lectura.

La alfabetización digital también puede ser un problema porque para poder utilizar un dispositivo para leer libros los niños tienen que aprender a utilizar dichos dispositivos.

Necesitan saber cómo acceder a material de lectura gratuita de forma legal a través de aplicaciones como Overdrive o de páginas web como el Proyecto Gutenburg.

Consejos para animar a que tu hijo lea

leer-libros-vs-pantallas

Los estudios científicos revelan que leer libros es una forma más eficaz de mejorar y mantener el nivel de alfabetización que simplemente leer otros tipos de texto. Sin embargo, la investigación a nivel internacional sugiere que los jóvenes cada vez leen menos libros.

El simple hecho de darles a los niños dispositivos en los que puedan leer libros electrónicos no va a animarles a leer, pero existen varias estrategias respaldadas por la investigación que pueden ayudar a animar a los niños a que cogan un libro.

Dichas estrategias incluyen:

  • Que vean que disfrutas de la lectura. Este estudio llegó a la conclusión de que varios estudiantes no sabían si a sus profesores de lengua les gustaba leer. Aquellos profesores que demostraban su afición por la lectura insipiraban a algunos alumnos a leer más y a interesarse por un espectro de libros más amplio.
  • Crear (y utilizar con frecuencia) espacios para la lectura en casa y en los colegios. El ruido, una mala iluminación y muchas distracciones pueden hacer que la experiencia de lectura no sea agradable y acabemos frustrándonos.
  • Animar a la lectura en silencio de forma normal de los libros en el colegio y en casa. Darle a los niños tiempo para leer en el colegio no solo hace que adopten una rutina de lectura, sino que también puede ser una oportunidad para que el niño pueda leer libros que haya escogido por sí mismo para su disfrute.
  • Tanto profesores como padres deberían hablar de libros, compartiendo ideas y recomendaciones.
  • No dejes de animar a tu hijo y a tus alumnos a que lean por placer. Aunque sabemos que los niños tienden a distanciarse de los libros con el tiempo, en ocasiones puede deberse a una falta de apoyo cuando empiezan a leer por su cuenta. Esto hace que los niños crean de forma errónea que leer ya no es importante, por muy importante que sea mejorar y mantener el nivel de alfabetización tanto en niños como en adultos.
  • Descubre qué es lo que le gusta leer a tu hijo y facilita su acceso a libros en el colegio y en casa.

Autoras: Margaret Kristin Merga, Profesora e Investigador en Alfabetización Adolescente, Promoción de la Salud y Educación, Universidad Murdoch y Saiyidi Mat Roni, Profesor de la Universidad Edith Cowan

Este artículo ha sido publicado originalmente en The Conversation. Puedes leer el artículo original aquí.

Traducido por Silvestre Urbón.

En Bebés y más | Cinco consejos para sacarle el mayor partido a leerles historias a tus hijos, ¡Leamos cuentos en voz alta a nuestros hijos! Hacerlo tiene importantes beneficios para su desarrollo, Los 25 mejores libros para niños, clasificados por edades

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio