Sigue a

¿Es un día lluvioso y tus niños ya han jugado con todo? ¿están aburridos?
Una buena idea es hacer plastilina en casa. Estarán un buen rato entretenidos mientras la elaboran y después modelando con ella.

Para hacer plastilina casera necesitarás:

  • Dos tazas de harina
  • Una taza de sal
  • Dos cucharadas de aceite
  • Colorante alimentario (es opcional, pero queda mucho mejor)
  • Agua.

Pon en un recipiente los ingredientes y vierte el agua poco a poco hasta obtener la consistencia deseada. Debes amasar hasta que no se pegue en los dedos.

Esta plastilina puede conservarse durante un tiempo si la envuelves en plástico y la guardas en la nevera. Además se puede meter al horno si deseas atesorar las figuras modeladas. Ya verás que bien se la pasarán modelando con la plastilina que han elaborado.

En bebés y más | La plastilina, divertida y estimulante

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

10 comentarios