Compartir
Publicidad
Publicidad

Todo lo que les puede dar papá

Todo lo que les puede dar papá
Guardar
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Estos días hemos dedicado un protagonismo especial a los papás, que celebran hoy su fiesta en muchos países. Es sabido que la influencia e importancia de la madre en el desarrollo de bebés y niños es ampliamente estudiada, aunque aún queda mucho por descubrir.

En el caso de los padres, el campo por explorar es mucho más amplio. Sin embargo, cada vez más hay autores, obras y estudios que intentan analizar la importancia de la función paterna en el desarrollo infantil. Aquí traemos algunos datos que confirman todo lo que papá puede ofrecer a sus hijos de un modo especial y a veces desconocido.

Creo que podríamos resumir todo ello en una premisa que igualmente se podría aplicar a las mamás: más tiempo con y por los hijos, más beneficios.

Papás que les enseñan a hablar

Los padres tienen un papel importante en el desarrollo del lenguaje de los hijos. Comparando el habla de niños cuyos progenitores trabajaban, en un estudio se observó un nivel lingüístico mayor en niños cuyos papás empleaban un lenguaje más elaborado, con un vocabulario más amplio.

Así se vio en una investigación realizada con niños de 24 a 36 meses por autores de la Universidad de Carolina del Norte en Chapel Hill y publicada en el “Journal of Applied Developmental Psychology” (Revista de Psicología Aplicada del Desarrollo).

El estudio se titula “Mother and father language input to young children: Contributions to later language development”, “La introducción del lenguaje del padre y la madre en niños pequeños: contribuciones al desarrollo posterior del lenguaje”. Según parece, la investigación no encontró que el vocabulario de la madre afectara significativamente los resultados de la prueba de lenguaje que se realizaba a los niños a los tres años.

Juegos más animados con papá

Muchos papás tienen un estilo paternal distinto del de las mamás. Muchas madres son mágicas para calmar a sus hijos, y muchos padres son los mejores a la hora de estimularlos mediante juegos movidos. Probablemente sean más atrevidos que las mamás, permitiéndoles a los hijos algunos “riesgos” controlados y fomentando su independencia de un modo cariñoso.

Según Andrea Doucet, profesora de sociología en la Universidad de Carleton en Ottawa, “Los papás están redefiniendo cómo vemos la paternidad”. Es autora del libro “Do Men Mother?” (“¿Son mamás los papás?”), que trata sobre los papás que se quedan en casa, cuidando a los hijos, en una perspectiva similar a la de la obra que comentábamos hace pocos días, “El rol del padre”, de Kyle D. Pruett.

Papá le ayuda en el cole

En un estudio estadounidense llevado a cabo en 1997 por el Centro Nacional de Estadísticas de la Educación, se analizó a 17.000 estudiantes, desde el jardín de infancia hasta quinto año.

Los beneficios de un papá involucrado en la educación de sus hijos, con participación en las actividades escolares y extraescolares y la asistencia a las reuniones o conferencias de padres y maestros, eran evidentes. Esos niños sacan mejores calificaciones, disfrutan más la escuela y participan en más actividades extracurriculares.

Los papás también impulsan los resultados escolares de sus hijos al leerles o ayudarlos con sus deberes.

Según una investigación llevada a cabo en la Universidad de Guelph, que apareció en un boletín informativo sobre la Iniciativa de Participación de los Padres, del Ontario Network en 2002, el simple hecho de que los papás dediquen tiempo a sus hijos se logran beneficios inmediatos y a largo plazo.

Los niños cuyos papás participan en sus vidas se relacionan mejor con sus compañeros y sienten más empatía por el prójimo. En la adolescencia y edad adulta también se hallaron diferencias, aunque desconocemos los datos y otras posibles influencias.

papa_jugando.jpg

Papás más atentos

Estos días hemos hablado de que los hombres sufren cambios cerebrales, hormonales, cuando son papás. La testosterona disminuye y aumentan los estrógenos y la prolactina, normalmente asociados a las mujeres.

Alison Fleming, profesora de psicología en la Universidad de Toronto, encontró que los papás con niveles más altos de prolactina están más alertas al llanto de un bebé, y que aquéllos con un nivel más bajo de testosterona sienten más la necesidad de responder al llanto.

Los cambios cognitivos en los hombres cuando les llega la paternidad permiten que se vuelvan más “civilizados” al tener un hijo, o incrementen su habilidad de planificación y de la memoria.

Compartir tiempo con ellos, beneficioso a corto y largo plazo

Las investigaciones recientes confirman que cuanto más tiempo comparten los padres con los hijos, mayores beneficios a nivel emocional, social y académico se observan en los niños. Parece lo más natural, cuanto más tiempo pasan con sus seres queridos de referencia, especialmente mamá y papá, más queridos se sienten, aprenden más y avanzan más seguros en su crecimiento.

Uno de los más grandes y más largos estudios que muestra los beneficios del contacto paterno viene de Gran Bretaña, donde se tomaron datos de 17.000 niños y niñas desde su nacimiento (todos en la misma semana en 1958).

En 2004, Ann Buchanan, directora del Centro Oxford para la Investigación de Padres e Hijos, y su colega Eirini Flouri publicaron los resultados de dicha investigación en “British Journal of Educational Psychology” (“Revista Británica de Psicología Educativa”).

Observaron a los niños cuyos papás ayudaban a cuidarlos a la edad de siete años leyéndoles, llevándolos a pasear e interesándose en su educación. A los chicos les iba mejor en la escuela y más tarde en su vida adulta eran menos propensos a tener problemas delictivos o a desarrollar enfermedades mentales, y eran más propensos a formar relaciones estables.

Como vemos, la importancia del padre en el cuidado y desarrollo del niño se evidencia desde distintas perspectivas.

Realmente no creo que hagan falta muchos estudios para confirmar algo que fácilmente intuimos: los papás también constituyen los cimientos del crecimiento de los pequeños. Por cierto, feliz día, papás.

Vía | Rdselecciones
Fotos | Flickr (Karen Sheets), Flickr (valentinapower)
En Bebés y más | Con la paternidad, el hombre se vuelve más civilizado, La paternidad estimula el cerebro de los hombres, Prepararse la paternidad

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos