Compartir
Publicidad
Publicidad

“No hay excusas”: no al turismo sexual infantil

“No hay excusas”: no al turismo sexual infantil
Guardar
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

"No hay excusas" es una campaña contra el turismo sexual infantil, esto es, contra la explotación sexual infantil en los viajes. Se trata de una campaña de sensibilización y prevención para que disminuya esta deplorable práctica que consiste en viajar con el propósito de mantener relaciones sexuales con menores.

Es esta una problemática a nivel mundial que afecta a niños y niñas de entre 8 a 18 años, la mayoría adolescentes menores de 15 años, provenientes de entornos desfavorecidos y que sufren explotación sexual generalmente en unas condiciones de vida deplorables.

La explotación sexual comercial infantil (ESCI) se define como:

La utilización de los niños, niñas y adolescentes para la satisfacción sexual de adultos a cambio de una remuneración en dinero o en especia e la persona menor de edad o a terceras personas. Constituye una forma contemporánea de esclavitud. Incluye pago por sexo, pornografía, y el tráfico de niños, niñas y adolescentes con fines sexuales (Primer Congreso Mundial Contra la explotación sexual en niños, niñas y adolescentes; Estocolmo, 1996).

La campaña se dirige a las excusas que pueden (suelen) esgrimir) las personas, mayoritariamente hombres, que realizan turismo sexual infantil. "Aquí no me conoce nadie", "Lo hacen porque quieren", "Aquí es normal" o "Con el dinero que ganen ayudarán a sus familias" son inválidas cuando están comentiendo un delito y vulnerando los derechos de los niños, acabando con su infancia.

Por qué surge la campaña "No hay excusas"

Es el Comité Español de Unicef, con la colaboración de otros organismos y ONGs y el apoyo del Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales el que puso en marcha este proyecto, del que ya os hablamos hace un tiempo. Sus principales motivaciones son:

  • Garantizar el derecho a la protección de los niños y las niñas frente a la explotación sexual comercial (artículo 34 de la Convención sobre los Derechos del niño).

  • La constatación de que la explotación sexual comercial infantil (ESCI) es un fenómeno y un negocio en aumento (por el incremento y abaratamiento de viajes y desplazamientos, por la facilidad de contacto a través de Internet con redes internacionales...).

  • El escaso conocimiento y sensibilidad social en España sobre este tema.

  • La constatación de que el país es "exportador" de explotadores sexuales.

Entre los objetivos de la campaña, están sensibilizar a la población y disuadir al turista sexual mediante distintos argumentos, así como conseguir aliados en la difusión de los mismos.

La campaña "No hay excusas" para erradicar la explotación sexual infantil en los viajes, sigue siendo necesaria, pues en los últimos años se ha dado un progresivo aumento del turismo sexual infantil. Y ello sin olvidarnos de similares realidades que sufren muchos niños víctimas de abusos sexuales que no provienen de turistas. No hay excusas.

Sitio Oficial | No hay excusas Más información | Diario del viajero En Bebés y más | 1.800.000 niños afectados por la explotación sexual infantil, Abusos a menores en España: las cifras malditas, Un paso más en la lucha contra la explotación sexual infantil

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos