Compartir
Publicidad

Los segundos hijos tienen peor comportamiento que los primogénitos, según un reciente estudio

Los segundos hijos tienen peor comportamiento que los primogénitos, según un reciente estudio
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La mayoría de los padres que tenemos más de un hijo solemos coincidir en el que las atenciones que recibe el primogénito, difícilmente pueden igualarse a las que reciben, posteriormente, sus hermanos. Es algo completamente lógico y comprensible: nuestro tiempo es limitado y nuestras atenciones deben dividirse entre todos los hijos.

Pero ahora, un reciente estudio llevado a cabo en Dinamarca y Florida concluye que los hijos nacidos en segundo lugar son más propensos a tener ciertos problemas de conducta que sus hermanos mayores. ¿La razón? La diferencia en las atenciones que reciben por parte de sus padres.

Más absentismo escolar y mayor tasa de delincuencia

El estudio, titulado "Orden de nacimiento y delincuencia: evidencias desde Dinamarca y Florida", ha sido llevado a cabo por el economista e investigador Joseph Doyle y su equipo, con el objetivo de estudiar si el orden de nacimiento está relacionado con los problemas de conducta y delincuencia de la edad adulta.

Para ello, decidieron estudiar a miles de familias tanto de Dinamarca como de Florida, dos tipos de sociedades ricas pero muy diferentes entre sí, no sólo geográficamente, sino también socialmente en cuanto a la forma de enfocar el crimen y el castigo. Sin embargo, los hallazgos obtenidos han sido muy similares.

En ambas sociedades, se ha visto que el orden de nacimiento de los hijos está estrechamente relacionado con el absentismo en la escuela y problemas de conducta, tanto en la infancia como posteriormente en la etapa adulta.

Estos problemas los encontramos independientemente de si el nacido en segundo lugar es niño o niña. En cambio, el estudio ha determinado que los actos delictivos cometidos en la etapa adulta se dan con más frecuencia entre los varones nacidos en segundo lugar que entre las mujeres con el mismo orden de nacimiento.

"Los niños nacidos en segundo lugar son entre el 20 y el 40 por ciento más propensos de ser menos disciplinados en la escuela que sus hermanos mayores, así como a entrar, en su edad adulta, en el sistema de justicia penal" - se indica en el estudio.

Menos tiempo y atenciones por parte de los padres

hermanos

Según este estudio, el denominador común de los problemas de comportamiento, absentismo escolar y delincuencia no es sólo el orden de nacimiento, sino las atenciones recibidas por parte de sus padres.

Según los investigadores, los segundos son más propensos a asistir antes a la guardería que sus hermanos mayores, a recibir menos atenciones por parte de sus madres y a disponer de menos tiempo en exclusiva por parte de sus familias

Personalmente, no pongo en duda el estudio ni los datos que se han obtenido comparando todos estos parámetros, pero creo que si tuviéramos que tener en cuenta todo lo que se publica respecto al orden de nacimiento de los hijos, nos volveríamos locos o decidiríamos quedarnos sólo con uno.

Porque es una obviedad que el tiempo que se le dedica al primogénito nunca será igual que el que dediquemos al resto de los hijos. Mi hijo mayor fue hijo único durante cuatro años y sus hermanos jamás sabrán lo que es tener ese privilegio.

Quizá este hecho afecte a su comportamiento y a su forma de ser, o quizá el orden de nacimiento no tenga nada que ver en esto y todo sea fruto de sus propias personalidades y como tal debamos educarles.

Pero lo que es innegable es que en algún momento de la crianza, los padres que tenemos más de un hijo hemos llegado a sentir cierta culpabilidad por no poder multiplicarnos y atenderlos a todos por igual.

Yo misma he llorado de impotencia ante el llanto a dúo de mis dos hijos pequeños, que apenas se llevan 18 meses. Y, con todo el dolor de mi corazón, he tenido que dejar de atender a uno para centrarme en el otro.

Pero poco a poco las situaciones va cambiando, nuestros hijos van madurando y aprendemos a relativizar. Y si es cierto que el orden del nacimiento afecta al carácter de nuestros hijos, en mi opinión poco podemos hacer al respecto, salvo continuar educando y criando lo mejor que sabemos y siempre con el amor y el respeto como bases.

Vía | Birth Order and Delinquency: Evidence from Denmark and Florida, Parents

En Bebés y Más | Confirmada la sospecha: los hijos mayores son más inteligentes que los que llegan después, ¿Cómo influye el orden de nacimiento de los hijos en su personalidad?, ¿Tratas y educas por igual a tus hijos? Podría no ser la mejor estrategia, Amar al segundo hijo

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos