Compartir
Publicidad
Publicidad

Semana 9 de embarazo

Semana 9 de embarazo
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Seguimos nuestro recorrido por el Embarazo semana a semana, avanzando una semana más después de haber visto todo lo que sucede en la semana 8 de embarazo. Estamos inmersas en el segundo mes, y vamos a tratar las características de esta semana 9 de embarazo.

Es un momento muy especial y mágico pues pasados los dos primeros meses la mamá se va relajando y la conciencia de estar embarazada aumenta. La mayoría todavía no lo ha contado a casi nadie pero las ganas de hacerlo crecen. Nuestro bebé crece en nuestro interior y tenemos ganas de que el tiempo pase muy deprisa.

La madre en la semana nueve del embarazo

El embarazo en la novena semana, habitualmente, sigue sin ser perceptible por otras personas. Pero la madre si lo nota. El vientre está un poco hinchado y los pechos han aumentado su tamaño y sensibilidad. Incluso puede que lo note en su cara, más redondita y con la piel brillante.

Claro que es una época, también, en la que muchas mujeres sufren algunos inconvenientes y molestias: mareos, cansancio, mucho sueño y vómitos. Hay que escuchar a nuestro cuerpo y no dudar en tomarse los descansos que nos pide.

Desde ya hay que ser conscientes de que, aunque el embarazo normal no es una enfermedad, si merecemos descansar y cuidarnos. Primero, por el bienestar físico y emocional del pequeño ser que va creciendo dentro de nosotras, y segundo, también, por nosotras mismas, que estamos haciendo un trabajo importantísimo, el más importante, quizá, de toda nuestra vida.

La salud de la madre debe ser una prioridad y la base es una nutrición correcta. Hay que comer sano y equilibrado. Eliminar los productos procesados con azúcar añadida, grasas saturadas y trans y exceso de sal. Vigilar que estamos tomando suficiente cantidad de frutas y verduras frescas, calcio y proteínas de calidad. Evitar bebidas gaseosas y, por supuesto, alcohol y tabaco.

Para llevar mejor las molestias gástricas (gases y acidez) que pueden producirse por los cambios hormonales y por la modificación de la posición de nuestros órganos internos el comer de forma pausada, masticando bien, con alimentos frescos y no muy condimentados es importantísimo, como lo es también el repartir las comidas en cinco o seis ingestas diarias, en vez de hacer dos comidas abundantes.

Es momento de, si todavía no lo has hecho, plantearte acudir al dentista para hacer una revisión. En el embarazo aumentan las posibilidades de problemas dentales y es importante prevenirlos, manteniendo una higiene adecuada y con una visita al especialista. Deberemos estar atentas a inflamaciones de encías, sangrado o dolores dentales, sin obsesionarnos, pero como una medida más del cuidado necesario de nuestro cuerpo.

No debemos sentirnos mal por necesitar cuidarnos y descansar. Es algo que toda embarazada debe recordar, pues a veces sentimos la presión externa de mantener un ritmo excesivo. El límite lo debes poner tu y si necesitas tumbarte, dar un paseo, descansar debes poder hacerlo, sea en casa o sea en el trabajo.

nueve semanas embarazo embrion

Desarrollo del embrión en la semana nueve del embarazo

El embrión en la semana nueve de embarazo sigue desarrollándose, cambiando y creciendo. Ya tiene el tamaño de una uva, unos dos centímetros y medio. Muy chiquitín todavía para que lo notemos pero para él, el crecimiento es vertiginoso. La cola al final de la espalda desaparece: nuestro hijo va pareciendo cada vez más un ser humano.

El embrión ya puede moverse aunque lo haga de forma involuntaria. El desarrollo de su sistema nervioso aumenta y a veces, como os contaba, el embrión no está ya quiero, sino que se puede detectar que tiembla. Su cerebro no controla estos movimientos, sino que son espasmos que indican que va formando conexiones correctamente.

En la novena semana de embarazo no es posible todavía distinguir con una ecografía si es un chico o una chica, pero lo cierto es que ya han comenzado a formarse sus órganos sexuales. Si decides que quieres saberlo antes del nacimiento te queda esperar un poquito más y ahora concentrarnos en mandarle mucho amor a nuestro hijo y sentirnos tranquilas, cuidándonos con mimo.

Se formarán los párpados, que mantendrá cerrados hasta la semana 26. También se va viendo cada vez más clara la forma de sus orejas y comienza la estructuración de la oreja por dentro. Y además su corazón y pulmones continúan su desarrollo.

La osificación continúa en la parte superior del embrión rápidamente. Observamos que la cabeza va tomando forma claramente: podemos ver los ojos, obscuros, a los lados de la cabeza pero poco a poco irán migrando a su posición frontal, se distinguen nariz, orejas y hasta el labio superior.

La cabeza ya no se ve tan grande comparada con el resto del cuerpo y van a comenzar a formarse las costillas y los huesos de la cara. Sus extremidades se van formando y ya son visibles los codos, rodillas y los minúsculos dedos de los pies.

El pequeño embrión sigue creciendo y desarrollándose a toda velocidad en la semana nueve de embarazo y en este tercer mes de embarazo que comienza todavía nos asombrará más. Seguimos descubriéndolo todo sobre el Embarazo semana a semana.

Embarazo semana a semana: de la concepción al nacimiento

Fotos | The multidimension Human Embryo En Bebés y más | Diez consejos para un embarazo sano y feliz, Ejercicio durante el embarazo: recomendaciones generales, La primera ecografía: ¿Mejor a partir de las 12 semanas?

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos