Compartir
Publicidad

La televisión emite imágenes que pueden crear crisis epilépticas en niños fotosensibles

La televisión emite imágenes que pueden crear crisis epilépticas en niños fotosensibles
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La Sociedad Española de Neurología (SEN) ha publicado recientemente los resultados de un estudio en que se afirma que las televisiones españolas emiten material audiovisual que puede crear crisis epilépticas en pacientes fotosensibles.

Según la OMS, la epilepsia es una enfermedad cerebral crónica que afecta a personas de todos los países y de todas las edades. Se caracteriza por convulsiones recurrentes que pueden afectar a una parte del cuerpo o a su totalidad. En tres de cada cuatro casos, esta enfermedad se inicia antes de los 20 años (es decir, durante la infancia). Para que entendáis la importancia de la información que os mostramos a continuación, conviene aclarar que ‘no todas las crisis epilépticas se manifiestan de igual forma y no siempre se pierde la conciencia o se generan convulsiones, también puede consistir en realizar actos repetitivos sin finalidad, en alteraciones sensoriales, cambios en el estado de ánimo, confusión o sucesos mentales extraños, como alucinaciones'.

El estudio mencionado presentó ante la reunión anual de la SEN unos resultados preocupantes: ‘las cadenas de televisión españolas están emitiendo material audiovisual que, potencialmente, puede causar crisis en pacientes con epilepsia fotosensible’. Esta organización nos recuerda que la epilepsia suele ser más frecuente en niños y ancianos.

Aunque la televisión es la causa desencadenante de crisis más frecuente en Occidente, únicamente Reino Unido y Japón han adoptado normativas para prevenir la emisión de secuencias que potencialmente pueden desencadenar crisis en personas susceptibles

Curiosamente la susceptibilidad potencial no incluye el diagnóstico previo de epilepsia, ni siquiera haber sufrido episodios anteriores, es decir que hay personas que se encuentran en el grupo de riesgo, sin saberlo.

Nuestras televisiones emiten imágenes que pueden causar crisis epilépticas en personas fotosensibles

El estudio ¿Es posible que la televisión esté provocando crisis epilépticas en España? realizó un análisis de la programación de cinco televisiones nacionales (TVE 1, Antena 3, Cuatro, Telecinco y la Sexta), una cadena autonómica (Telemadrid), una cadena infantil (Clan) y una televisión musical (KissTV).

Se han grabado minuciosamente los contenidos emitidos desde las 8 de la mañana y a las 12 del mediodía y, posteriormente se estudiaron utilizando el Harding Broadcast Flash and Pattern Analyser, un analizador de patrones lumínicos para emisiones audiovisuales que, actualmente, es el estándar utilizado en Gran Bretaña para evaluar la conformidad de estos programas con la normativa vigente en este país.

Durante las 180 horas de programas analizados se detectaron 1.101 violaciones de la normativa Offcom, lo que supone una media de 100 imágenes diarias que podrían causar crisis en sujetos fotosensibles. El 94% de estos 1.101 casos estaban relacionados con cambios lumínicos. Pero, además, seis de las diez cadenas de televisión estudiadas tuvieron incidentes con patrones y destellos de luz roja.

Puesto que tanto pacientes como cadenas de televisión no parecen estar al corriente de los riesgos, nos gustaría recordar que tanto la concienciación como la adopción de normativas de control para el contenido audiovisual que se emite, son medidas que, además de ser muy sencillas de llevar a cabo, serían necesarias disminuir el riesgo de provocar crisis

Prevenir crisis en niños epilépticos

Me voy a centrar únicamente en las recomendaciones respecto al visionado de televisión, puesto que es un tema lo suficientemente amplio para que lo abordemos otro día más detalladamente.

La televisión debe verse a una distancia mayor de dos metros (hay fuentes que señalan tres metros) y con luz ambiental (nunca a oscuras). No es conveniente abusar de la pantalla, y tampoco en el caso de los juegos de ordenador o videoconsolas, cuando el tiempo de juego se alarga, se deben realizar intermedios para descansar.

La televisión nunca se verá a oscuras, y algunos expertos recomiendan no mirar directamente cuando se enciende o apaga (para evitar los contrastes). A fin de no acercarse demasiado, es conveniente la utilización de mandos.

Finalmente me gustaría seleccionar lo más llamativo de la información que nos proporciona la SEN: un episodio de epilepsia no siempre consiste en la generación de convulsiones, por lo tanto los padres deben estar pendientes de las alteraciones sensoriales o cambios en el estado de ánimo (entre otros).

Aparentemente, es difícil saber si los niños son susceptibles de sufrir epilepsia, aunque es fácil conocer la fotosensibilidad de nuestros hijos por sus reacciones ante los cambios de luz o determinadas imágenes. El 94 por ciento de las imágenes diarias que en nuestras televisiones pueden causar crisis epilépticas están relacionadas con cambios lumínicos.

Como elemento preventivo, además de los mencionados, me gustaría añadir la necesidad de que conozcamos qué es exactamente lo que ven los peques en la tele, y regulemos los tiempos de visionado.

Imagen | antisocialtory Fuente | SEN En Peques y Más | Gestionar el consumo de la televisión y la visión de la violencia en los niños y adolescentes, Se reabre el debate sobre los efectos de la televisión en la salud de los niños

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos