Compartir
Publicidad

No sólo es algo tierno: un estudio prueba la efectividad de utilizar coches a control remoto para llevar a los niños al quirófano

No sólo es algo tierno: un estudio prueba la efectividad de utilizar coches a control remoto para llevar a los niños al quirófano
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hace algunas semanas, te compartíamos la bonita y divertida iniciativa de un hospital en Oklahoma, que utiliza pequeños coches a control remoto en los que los niños entran al quirófano sobre ruedas. Y si bien a todos nos parece algo muy lindo, en realidad es algo que tiene su razón de ser.

Un estudio reciente ha comprobado que el llevar a los niños al quirófano en coches a control remoto, ayuda a reducir sus niveles de ansiedad antes de ingresar a una cirugía.

Publicado en la edición de agosto del British Journal of Anaesthesia, este estudio analizó la efectividad de transportar a los niños en pequeños coches para reducir sus miedos y ansiedad antes de ingresar al quirófano.

Realizado por investigadores de China y de Estados Unidos en conjunto, el estudio contó con la participación de 108 niños cuyas edades eran de dos a cinco años, y quienes fueron divididos tres grupos.

El primer grupo fue transportado al quirófano en los coches a control remoto, el segundo grupo en camilla y sin medicamentos, mientras que el tercero fue llevado al quirófano en camilla pero además, se les administró midazolam, un medicamento que se le da a los niños antes de realizar una cirugía y cuya finalidad es inducir el sueño, aliviar la ansiedad y evitar cualquier recuerdo de la cirugía.

Se midieron los niveles de ansiedad de los niños en distintos momentos: un día antes de la cirugía, al subirse al coche o la camilla según el grupo al que pertenecieran, al llegar al área de espera previa a la cirugía, en el momento en el que fueron separado de sus padres, al entrar al quirófano y finalmente, justo antes de recibir la anestesia.

Se encontró que los niños que iban en los coches a control remoto mostraron niveles significativamente más bajos desde el momento en el que se subieron al coche, hasta que entraron al quirófano, en comparación con los niveles de ansiedad de los niños en los otros dos grupos.

Al momento de recibir la anestesia, los niños que iban en los coches tenían niveles similares de ansiedad que aquellos niños que recibieron el medicamento, pero que fueron transportados en camilla.

De este modo, los investigadores concluyen que "transportar en un coche a control remoto puede ayudar a reducir o aliviar la ansiedad preoperatoria en los niños de edad preescolar, en un grado comparable al midazolam".

Esto sin duda son buenas noticias, pues no sólo se comprueba la efectividad de esta maravillosa iniciativa para ayudar a tranquilizar a los niños antes de un procedimiento médico, sino que además, al contar con el respaldo de un estudio científico, posiblemente podremos ver replicar en más hospitales el llevar a los niños en coches a control remoto al quirófano.

Vía | Huffington Post
En Bebés y más | En este hospital, los niños entran al quirófano sobre ruedas, "Teddy Bear Hospital", el proyecto que ayuda a que los niños se familiaricen con los procedimientos médicos

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio