Compartir
Contenidos contratados por la marca que se menciona

Mi peque empieza a andar, ¿cómo escojo los primeros zapatos?

Mi peque empieza a andar, ¿cómo escojo los primeros zapatos?
Guardar
1 Comentarios
Publicidad

Tutoriales

Cuando los peques comienzan a dar sus primeros pasos, toca escoger un zapato con suela adecuado para esta etapa de su desarrollo. Es muy importante cuidar los pies de los niños durante el primer año de vida para prevenir problemas posteriores. ¿Conoces los requisitos que debe tener el primer zapato de tu hijo?

Por qué es importante escoger el zapato adecuado

Los niños necesitan un tipo de calzado diferente para cada etapa: el gateo, los primeros pasos, la etapa de caminar, la de correr... La manera de pisar y caminar de cada niño influye en su correcto desarrollo ya que incide directamente en su aparato motor, por lo que a la hora de dar sus primeros pasitos con unos zapatos de suela, debemos estar seguros de que estos le proporcionan confort y favorecen el correcto crecimiento del niño.

La manera de pisar y caminar de cada niño influye en su correcto desarrollo

Al igual que en los primeros meses de vida deben elegirse patucos suaves para que no dificulten el movimiento de las extremidades del bebé, y en la etapa del gateo han de elegirse zapatos flexibles, sin suela y antideslizantes, la etapa de los primeros pasos también exige un zapato con características propias que se adapte a las nuevas necesidades de nuestro hijo.

650 1200 1

Cómo elegir un zapato para los primeros pasos

Cuando empiezan a dar sus primeros pasos, el calzado ideal para los niños es aquel que les proporciona equilibrio y estabilidad y también les ofrece, al mismo tiempo, sujeción y flexibilidad. Estas son las características que debe reunir:

  • Horma recta para que no deforme los dedos del peque.
  • Puntera redonda y cerrada para asegurar su comodidad y evitar tropiezos.
  • Forro sin costuras para evitar rozaduras.

El calzado ideal para los niños es aquel que les proporciona equilibrio y estabilidad, sujeción y flexibilidad

  • Sujeción en el talón con un contrafuerte adecuado, no demasiado rígido y sin llegar a cubrir el tobillo, para que el niño pueda flexionarlo.
  • Suela antideslizante y flexible para evitar resbalones y permitir el movimiento.

  • Material ligero y flexible para que el niño pueda despegar sin difilcultad los pies del suelo en cada pisada.

  • Mejor de piel. La piel es el mejor material para los zapatos porque es flexible y transpirable.
  • El empeine debe ser la parte más flexible del zapato.
  • El cierre, mejor sobre el empeine. Para dar movilidad y confort al pie.
650 1200 2

Si el zapato reúne todas estas características, es idóneo para un niño pequeño que comienza a caminar. Los zapatos Chicco para los primeros pasos, disponibles desde la talla 20 hasta la 34, favorecen su paso y garantizan su comodidad en todo momento. Además, su Plantilla Natural Chicco estimula el pie durante los primeros pasos y se adapta por completo a esta nueva etapa de su desarrollo.

650 1200 3

¿Es la talla adecuada?

Elegir la talla adecuada de zapato es también muy importante. Nunca debemos comprarle al peque unos zapatos sin habérselos probado antes. Si el zapato resulta pequeño, entorpecerá su paso y el correcto crecimiento de los dedos y los pies. Si por el contrario, es demasiado grande, provocará tropiezos y dificultará su correcto caminar.

Estos sencillos consejos te ayudarán a escoger la talla correcta de calzado infantil:

  • Debe quedar un dedo de espacio entre la punta de los dedos del pie del niño y la puntera del zapato. El dedo más largo de su pie ha de estar a 6-7 mm de la puntera. Como no siempre es fácil notar el dedo del peque dentro del zapato, la mejor opción es extraer la plantilla para verificar que la talla es la correcta.

  • Pruébale el zapato con los calcetines puestos y a última hora del día, cuando tenemos los pies más hinchados. Así te asegurarás de que no le va a apretar ni a molestar en ningún momento.

  • Comprueba también el ancho del zapato. Observa que no le deje enrojecida ninguna parte del pie, pues esto indicaría una presión excesiva del zapato.
La talla adecuada de zapato es tan importante como que este reúna las características adecuadas

Nunca se debe comprar un zapato de un número mayor para que le valga durante más tiempo. Los zapatos de una talla más grande modifican la pisada del niño y le obligan a adquirir malos hábitos o posturas inadecuadas al caminar.

650 1200 4

Las recomendaciones de los pediatras

Los podólogos infantiles y ortopedas-traumatólogos recomiendan un zapato flexible que no comprima ni sujete en exceso el pie, ya que de lo contrario forzaría la musculatura y evitaría su correcto desarrollo.

Se recomienda que el niño camine descalzo el mayor tiempo posible en casa

También aconsejan que el niño camine descalzo o con calcetines antideslizantes el mayor tiempo posible en interiores. Para facilitar esto podemos descalzar al peque siempre que lleguemos a casa.

Otra indicación en la que hacen mucho hincapié, es en la de que nunca debemos usar zapatos heredados para nuestro peque. Cada niño tiene su propia pisada y su manera característica de caminar. Usar unos zapatos de segunda mano podría dar lugar a pisadas y posiciones forzadas en nuestro hijo.

En Momentos Chicco

Imágenes | iStock / m-imagephotography / adrian825

Publicidad

También te puede gustar

Ver más artículos