Compartir
Publicidad

Como mostrar a nuestros hijos todo el amor que les tenemos

Como mostrar a nuestros hijos todo el amor que les tenemos
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Cada uno de nosotros somos únicos y especiales. Necesitamos por lo tanto diferentes formas de atención para sentirnos queridos y amados por los que nos rodean. Y precisamente eso es lo que nos ocurre muchas veces con nuestros hijos a los que tanto queremos, cuando con las mejores intenciones deseamos transmitirles sentimientos y mensajes de amor que en ocasiones se pierden por el camino por determinadas circunstancias que ahora explicaré.

Cada ser humano goza de una forma de ser y de sentir. Lo que para mí es algo divertido, genial y maravilloso, puede que para mi marido sea algo aburrido y pesado. ¿No os suena? porque hay claros ejemplos en la vida diaria. Yo sería muy feliz mientras disfruto de una sesión de tarde con la mítica "Sissi" y dudo mucho que a mi esposo eso le pudiera alegrar el día lo más mínimo. Como le quiero y me gusta que el reciba ese mensaje me siento a su lado el sábado después de comer para "tragarme" una de vaqueros y si hace falta comentar que bien que jugó Ronaldo el último partido. Y aunque a mi ni me gusten los Westerns, ni el fútbol, está claro que me habré acercado un poquito más a él y le habré enviado un mensaje de interés y cariño por mi parte al intentar pasar un buen rato juntos. Lo mismo pasa con nuestros niños.

Estamos acostumbrados a diario a decir a nuestros hijos todo lo que les queremos con mil frases bonitas. Yo no me canso de decirles a los dos todo lo feliz que me hacen, lo mucho que les quiero y lo importantes que son para mí. Y eso está muy bien, que no quepa la menor duda. Pero solamente quedará reafirmado por una actitud que lo sostenga porque nos guste o no, las palabras por sí solas no significan más que una parte. El resto se debe de trabajar con hechos, que a mi modo de ver las cosas son los que demuestran el verdadero amor.

Los mensajes de amor no verbal

Imaginad que les decimos un bonito "te quiero" después de haberles gritado mil y un improperios después de una bronca monumental a causa de una rotura más o menos accidental de algún elemento de valor en el hogar. ¿Qué mensaje de amor le puede llegar a nuestro hijo? sí es cierto, le hemos dicho que le queremos, pero seguro que aún no se ha recuperado del miedo que le hayan podido producir nuestros gritos y amenazas del enfado anterior. Creo que nuestro hijo solo habrá aprendido a tenernos miedo y todo porque hay un encuentro de mensajes (el del miedo y el del amor) que aunque son emitidos en la misma dirección, son claramente contradictorios entre sí para nuestro hijo que no entiende nada de lo que está pasando.

Estos mensajes de amor no verbal donde demostrar a nuestros hijos todo lo que les queremos, no serán los mismos dependiendo del destinatario y sobretodo debemos tener en cuenta que para nuestros hijos el mejor regalo para demostrarles que les queremos es estar con ellos, compartir nuestro tiempo, nuestras tareas, nuestros hobbies. Mi hijo no puede ser más feliz con su padre, que cuando se meten los dos en el garaje a arreglar el coche. Teníais que ver la cara llena de grasa con la que termina esas tardes... pero también la felicidad que transmite con esa gran sonrisa de oreja a oreja. También le hacemos muy feliz cuando le damos unas patadas al balón de fútbol los tres juntos (su padre, él y yo) o cuando se mete conmigo a hacer la cena en la cocina y le dejo batir los huevos de la tortilla.

Las palabras por sí solas no significan más que una parte del mensaje de amor que queremos transmitir a nuestros hijos.

Pero lo que a mi hijo le sirve para sentirse querido por nosotros seguramente no sea válido para mi sobrinita que no sabe nada sobre coches y odia el fútbol. A ella le encantaría que la acompañara a patinar y luego en casa tener una sesión de maquillaje y manicura. Espero no parecer machista con los ejemplos, pero quería algo claro de ver y normalmente los gustos de los niños y niñas son algo distintos, por lo menos en mi entorno más cercano. Aunque estoy segura que hay niños encantados con pintarse y muchas niñas felices jugando al fútbol.

Cada niño necesita sus atenciones y sus momentos individuales. Cuando tenemos más de un hijo debemos de intentar dedicarle sus propios ratos a cada uno. Nosotros que somos unos padres que sabemos escucharles y comprenderles a diario también ahora nos mostraremos receptivos para saber como hacerles felices. Todos sabemos que lo más importante es nuestra compañía y hasta de los ratos de tareas en el hogar se pueden convertir en una fuente de experiencias de acercamiento con nuestros hijos. Porque siempre merecerá la pena compartir nuestra vida con ellos para hacerles felices a ellos y también a nosotros mismos.

Vía| Aces.edu (en inglés) En peques y más| Los niños nos enseñan a ser felices, Nuestros niños se consideran felices Imagen| tourist on earth

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos