Compartir
Publicidad

Consejos para recuperar la figura después del parto: Glúteos y caderas

Consejos para recuperar la figura después del parto: Glúteos y caderas
Guardar
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Aparte del aumento de volumen en pecho y abdomen, otras de las partes del cuerpo en las que también se acumula grasa durante el embarazo son los glúteos, muslos y caderas, así que hoy en nuestro Especial Cuidados Postparto vamos a hablar de qué ejercicios son los más adecuados para trabajarlas, siempre acompañados de una buena alimentación.

Como siempre tendremos que esperar a recuperarnos bien del parto, antes de retomar cualquier actividad deportiva y tener paciencia ya que los cambios los iremos notando poco a poco. Un dato a favor es que durante la lactancia las grasas acumuladas en esta zona tienden a movilizarse con más facilidad, ya que aumenta la formación de lípidos para la producción de leche, así que de forma natural también iremos bajando de peso y recuperando la forma.

Ejercicio aeróbico para eliminar la grasa

Aunque los ejercicios localizados van bien para tonificar, no es posible eliminar la grasa localizada solo con ellos, ya que el cuerpo según lo necesita va utilizando las reservas que tenemos de forma indiscriminada, así que para llegar a todas partes (las zonas con más acumulación son las más costosas de rebajar) hay que hacer ejercicio aeróbico con el que quemar calorías y grasa en general.

Ya habíamos comentado que una buena idea es empezar por salir a caminar e ir aumentando el ritmo y la velocidad de los paseos. Salir a correr es una buena opción y cuando nuestro estado físico nos lo permita también podemos aprovechar la bicicleta para hacer ejercicio en nuestros desplazamientos, a comprar, al trabajo... ya que es difícil disponer de mucho tiempo para dedicarlo exclusivamente al deporte.

Pedaleando unos 30 minutos podemos perder hasta 300 calorías, así que acostumbrarnos a movernos en bici cuando podamos es un buen hábito con el que ganaremos salud mientras recuperamos nuestra figura.

Escaleras

Sentadillas y escaleras, dos imprescindibles para fortalecer

El ejercicio estrella para trabajar glúteos, caderas y muslos es el de las sentadillas, además podemos realizarlo en cualquier parte sin necesidad de un equipo determinado. Eso sí, hay que vigilar siempre de mantener la espalda recta y notar el peso del cuerpo principalmente sobre los talones, en lugar de sobre las puntas de los pies, para comprobar que estamos realizando el movimiento correctamente y evitar molestias o lesiones.

Mirando al frente, al flexionar las rodillas y las caderas para bajar y subir no debemos curvar las piernas más de 90 grados, es decir no dejar que las rodillas sobrepasen las puntas de los pies. Nuestros compañeros de Vitónica explican cómo realizar bien las sentadillas. Es recomendable empezar por un número pequeño (5, 10... según nos encontremos), que podemos realizar a diario e ir aumentándolo poco a poco. Con el tiempo los resultados se notan.

Algo que también podemos practicar fácilmente es el bajar y subir escaleras, dejando el ascensor solo para cuando resulte imprescindible. En el siguiente vídeo podéis ver como hacerlo para que el ejercicio sea efectivo:

Si os animáis cuando tengáis un momento podéis aprovechar las escaleras de algún parque o incluso de casa para subir y bajar varias veces, a buen ritmo pero sin llegar a correr o dar saltos. Es un ejercicio que ayuda mucho a tonificar y que a la vez también contribuye a perder peso.

Como siempre ser constante y no tener prisa es fundamental ¡Sin olvidar que las curvas son bellas! así que tampoco hay que obsesionarse por acabar con ellas. Fortalecerlas, darles firmeza y eliminar el exceso de grasa es un objetivo realista a largo plazo que hará que nos sintamos bien y nos veamos mucho mejor.

Fotos | Comrade Foot | agnesgtr En Vitónica | Cómo trabajar glúteos en cinco minutos En Bebés y más | Baby Bouncy: calma al bebé a la vez que endurecemos los glúteos

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos