Compartir
Publicidad

Retiran leche artificial en varios países asiáticos por riesgo de botulismo

Retiran leche artificial en varios países asiáticos por riesgo de botulismo
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La contaminación de alimentos para bebé no es frecuente porque los controles de calidad de las compañías de alimentación infantil son cada vez más exhaustivos, pero a veces pasa, y entonces saltan todas las alarmas ante la posibilidad de poner en riesgo la vida de miles de bebés.

En este caso, además, entra en riesgo la vida de otras personas, porque en esta ocasión el problema no se ha originado en los fabricantes de fórmulas infantiles, sino en la multinacional Fonterra, que ha suministrado un concentrado de proteína de suero de leche fabricado en Nueva Zelanda que luego se utiliza para hacer diversos productos, entre ellos leche artificial para bebés, contaminado, pudiendo producir botulismo.

El botulismo es causado por la bacteria Clostridium Botulinum y es una enfermedad potencialmente mortal que afecta a los músculos, paralizándolos y ocasionando problemas respiratorios, entre otros síntomas. El concentrado producido por la multinacional fue vendido a ocho empresas situadas en China, Malasia, Vietnam, Tailandia y Arabia Saudí.

La causa de que el concentrado estuviera contaminado es la presencia de la bacteria en una tubería de la planta de procesado que, al parecer, estaba sucia.

Tan pronto como se ha conocido la noticia se ha iniciado la retirada de los productos lácteos afectados y, desde China, han prohibido la importación de leche en polvo procedente de Nueva Zelanda y Australia, que es de donde proviene la mayoría, ya que el 90% de la leche en polvo importada el año pasado llegó desde Nueva Zelanda.

No se conoce el nombre de las ocho empresas afectadas, pero sí el de algunas de ellas. Se trata de Dumex Baby Food, una filial de Danone dedicada a la alimentación infantil, dos filiales de Wahaha Group, que es uno de los mayores productores de bebidas de China, una compañía pública del país, la filial china de Coca Cola y empresas dedicadas a producir alimentos para animales en Nueva Zelanda y Australia.

Esperemos que retiren los productos potencialmente contaminados lo antes posible y que no haya que lamentar el hecho de que el fabricante tuviera en sus instalaciones "una tubería sucia". Están en juego la vida de miles de animales, personas y bebés y esto es algo que no debería suceder jamás, y menos después de que en China hayan tenido serios problemas unos años atrás. Recordad que hace cinco años llegaron a hospitalizarse a más de 10.000 niños por tomar leche artificial contaminada.

Vía | Facua En Bebés y más | La Unión Europea bloquea la leche tóxica china y otros productos contaminados, Leche artificial contaminada, condenada por la muerte de un bebé, Danone bajo investigación por leche adulterada en China, Novalac retiró un lote de leche contaminado con salmonella

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos